Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

La mitad de los trastornos psíquicos se puede diagnosticar antes de llegar a la edad adulta

Muchos niños afectados tienen dificultades para ser tratados por el especialista

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 8 agosto de 2006
Los trastornos psíquicos afectan a un 20% de la población infantil y juvenil. La mitad de ellos se puede diagnosticar antes de llegar a la edad adulta, pero su detección es todavía mínima. Así lo dijo ayer la presidenta de la Asociación Española de Psiquiatría Infanto-Juvenil (AEPIJ), María Jesús Mardomingo, en el curso sobre "El mito de la infancia feliz", inaugurado en la Universidad de Verano de El Escorial (Madrid).

Mardomingo puso de manifiesto las dificultades para que muchos niños que lo necesitan sean tratados por el psiquiatra. En este sentido, precisó que el tratamiento de los pequeños con problemas psíquicos es más complejo que el de los adultos, y requiere una interacción más estrecha.

La profesora de Psiquiatría Infantil de la Universidad de Santiago de Compostela, María Dolores Domínguez, dijo a Efe que un 10% de los niños manifiestan las patologías ya en la infancia y al llegar a la adolescencia, hasta los 18 años, sufren estos problemas en un 20%.

Factores genéticos, vulnerabilidad y entorno

Las patologías de ansiedad y de conducta son los trastornos psíquicos más comunes entre los niños, y los de menor prevalencia son los más graves, como la esquizofrenia o la anorexia. Los factores genéticos y de vulnerabilidad personal suponen un 50% de las causas de estas enfermedades, pero luego la influencia de las condiciones psicosociales son fundamentales para que se manifiesten.

La presidenta de la AEPIJ subrayó que la pérdida de autoridad tanto en la familia como, sobre todo, en la escuela se ha convertido en una de las situaciones peores para el desarrollo social y emocional durante la infancia, hasta el punto de considerarlo como "una catástrofe educativa".

Los trastornos psíquicos afectan a dos de cada diez niños pero su detección es todavía mínima

El mito de que la infancia es un periodo de la vida muy feliz no es real, según los expertos, que destacan la gran dependencia con la que nace el ser humano, mucho mayor que en otras especies, necesitado de atención por parte de los padres.

María Dolores Domínguez dijo que mientras que hace 30 años los psiquiatras aconsejaban a los padres no ser estrictos con los hijos, ahora se hace hincapié en que hay que poner límites e incluso se da el que algunos quieren que sean los psiquiatras los encargados de la educación de los niños.

Subrayó que hay que comprender el desarrollo evolutivo de los niños y que, por ejemplo, a los dos o tres años son normales las rabietas, mientras que a los ocho o a los doce ya no lo son.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones