Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

La OMS pretende obligar a los laboratorios farmacéuticos a informar de sus investigaciones sobre fármacos, sean positivas o negativas

Esta medida viene a raíz del descubrimiento de que algunas firmas en EE.UU. ocultaron la nocividad de varios antidepresivos en la población infantil y adolescente

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 9 julio de 2004
La Organización Mundial de la Salud (OMS) propondrá en noviembre a sus Estados miembros la creación de un registro que obligue a los laboratorios farmacéuticos a informar de todas las investigaciones que emprendan sobre medicamentos, sean positivas o negativas. Esta medida se suma a la fuerte presión que las autoridades de EE.UU. están sometiendo a los laboratorios, principalmente desde que se descubriese cómo determinadas firmas habían ocultado investigaciones que demostraban la supuesta nocividad de varios antidepresivos en la población infantil y adolescente. Directores de prestigiosas publicaciones científicas ya se habían posicionado anteriormente a favor del registro.

Precisamente, la OMS habría tomado esta decisión tras conocer el escándalo que rodea a determinados inhibidores selectivos de recaptación de la serotonina. El fiscal de Nueva York, Eliot Spitzer, ya ha presentado una demanda contra GlaxoSmithKline por presunto fraude al ocultar información negativa acerca de los efectos de uno de los antidepresivos más populares, "Paxil" ("Seroxat" en España). Al mismo tiempo, estudia interponer demandas similares contra otras empresas del sector por la misma cuestión. Recientemente, Pzifer llegó a un acuerdo judicial en EE.UU. al reconocer que un laboratorio que adquirió había ocultado investigaciones sobre un antiepiléptico. El pacto le ha costado 358 millones.

El registro de ensayos clínicos con medicamentos en España es de carácter obligatorio y exige también la autorización del ensayo por parte del Ministerio de Sanidad. Sin embargo, la legislación del principal productor de medicamentos, EE.UU., es más flexible, lo que propicia que no exista un registro con todas las investigaciones sobre fármacos en marcha o finalizadas. Este hecho perjudica a los facultativos que, ante posibles dudas sobre la efectividad o conveniencia de determinados fármacos, sólo disponen, en muchos casos, de los informes positivos y no de los negativos.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones