Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

Los trastornos mentales afectan a más de la mitad de los españoles en algún momento, según fuentes médicas

Ni tan siquiera en los casos más graves se acude al especialista ante los primeros síntomas

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: lunes 14 mayo de 2007
Según datos del Colegio Europeo de Neuropsicofarmacología, más de la mitad de los españoles padece algún trastorno mental a lo largo de su vida. Esta cifra resulta igualmente válida para otros países desarrollados.

En la mayoría de los casos son enfermedades leves, aunque incluso cuando son más graves muy pocos serán los que acudirán al médico a los primeros síntomas, según el doctor Celso Arango, jefe de la Unidad de Psiquiatría de Adolescentes del Hospital Gregorio Marañón, de Madrid, y coordinador de la primera Red de Investigación de Enfermedades Mentales española. Y es que el estigma de la locura hace difícil admitir la enfermedad mental como un desequilibrio orgánico más. Este estigma tiene especial importancia en España, donde "los suicidios se siguen ocultando, y a quien acude al psiquiatra se le señala con el dedo", apunta Arango.

La situación no se parece en nada a la de Estados Unidos, donde la moda es tener depresión y un adinerado que se precie tiene su psiquiatra o psicoanalista, según señala este experto, que recuerda que en España no se tratan ni un 50% de las esquizofrenias y tampoco un 80% de los trastornos afectivos, de las depresiones y ansiedad. Así, el tiempo medio en psicosis desde que alguien empieza a tener alucinaciones o a escuchar voces hasta que acude al médico es más de un año, según Arango. Y eso que el pronóstico podría mejorar con un tratamiento temprano.

"Si uno está en clase diciendo que el profesor tiene antenas o que los compañeros le vigilan, ya no se quita el sambenito de loco nunca. Y si en el trabajo empieza a tener problemas e insulta a su jefe porque piensa que lo está envenenando, lo despiden. La intervención temprana, a los primeros síntomas, podría evitar esa deriva social", explica el doctor.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones