Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología > Problemas de salud

Dismetrías

Extremidades de diferente tamaño y sus consecuencias

La dismetría o diferencia de altura en las extremidades inferiores del cuerpo es la causante de numerosos problemas de salud relacionados principalmente con la espalda y la columna vertebral. Aunque cerca del 70% la población la sufre y provoca el 80% de los procesos de escoliosis, los especialistas aseguran que es uno de los problemas muscoesqueléticos más desconocidos de nuestros días. Desde niños a ancianos, todos son susceptibles de sufrirla en cualquier momento.

Por qué aparece

Las principales causas de la aparición de las dismetrías tienen su origen en “problemas congénitos, en los que por nacimiento una extremidad se desarrolla óseamente más que la otra, o por descompensaciones musculares. A veces durante el crecimiento se producen dismetrías que con el tiempo se corrigen”, detallan los profesionales del Centro Médico de Terapia de la Columna de Barcelona.

También son causa habitual de las mismas las producidas por fracturas ocurridas en pies tobillos, piernas, caderas y muslos; por curvaturas de las tibias o fémur, lo que se conoce como ‘torsiones tibiales’; por problemas de crecimiento; por traumatismos en la edad de crecimiento, lesiones congénitas de rodillas y caderas; esguinces repetitivos, e incluso, “por procesos postquirúrgicos en miembros inferiores que obligan al enfermo a adoptar posturas de defensa que, al final, dan lugar a un acortamiento funcional de los miembros inferiores”, explican desde la Clínica Armstrong. A ello se pueden añadir acortamientos o contracturas que obligan a caminar con las piernas y muslos semi flexionados y que provocan una dismetría irreal. “Es como el coche que va con una de sus ruedas desinfladas. Si el conductor continúa el camino sin inflar la rueda, al final se provocan daños y alteraciones en otras piezas del vehículo como engranajes etc? Si estas piezas se reemplazan pero la rueda sigue sin inflarse el problema volvería a repetirse y podría acabar, seguramente, dañando otros elementos”, ponen como ejemplo los especialistas.

Pero, ¿qué es lo que provoca exactamente esta diferencia longitudinal de las extremidades? Las dismetrías originan una descarga sobre la pierna más larga y provocan una sillaza, es decir, que una articulación vaya más forzada y como consecuencia se desgaste más. La columna, entonces, se empieza a inclinar hacia un lado y comienza el proceso que se conoce como escoliosis, el mal más habitual originado por las dismetrías, “un 80% de los casos de escoliosis tiene su causa en las diferencias de altura entre las extremidades”. Pero no sólo la escoliosis surge como problema, dolores generales de columna, contracturas musculares diversas, lesiones en discos intervertebrales, degeneración muscular, artrosis, dolor en brazos y pierna, dolor de cabeza, y en algunos casos, nauseas, zumbidos en los oídos y vértigos, son los efectos secundarios de este problema muscoesquelético. “En el caso de las personas con diferencias entre un pie y otro es habitual que sufran lesiones del tipo de la tendinitis, esguinces de tobillo crónicos, metatarsalgias, tendinitis rotuliana, aquílea o lesiones de rodilla”.

Paginación dentro de este contenido


Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones