Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

Un estudio de OCU concluye que en España no se respetan los «espacios sin humo»

La organización denuncia que "no hay restricciones a la compra de tabaco por parte de los adolescentes"

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 1 junio de 2004
La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) presentó ayer un estudio, con motivo del Día Mundial sin Tabaco, que concluye que en España no se respetan los "espacios sin humo" -zonas donde está prohibido fumar- habilitados en lugares públicos como hospitales, aeropuertos o centros comerciales. OCU aprueba la señalización dispuesta para distinguir espacios, pero suspende a los empleados (casi un tercio fuma, aún cuando está prohibido) y, sobre todo, a los usuarios (fuman en un 75% de los lugares públicos y no respetan las advertencias).

Los técnicos de esta organización visitaron 97 lugares públicos de 12 ciudades españolas y anotaron sus virtudes y defectos en relación al acondicionamiento adecuado de espacios para fumar. También tuvieron en cuenta el Plan de Prevención y Control del Tabaquismo, que establece que para 2003, el 95% de los centros docentes y de la Administración debían prohibir fumar en sus estancias. En 2005, al menos el 70% de las empresas tiene que disponer de "espacios sin humo".

Con la ley en la mano, OCU alerta de que en el ámbito laboral no se han implementado las medidas pertinentes: en casi un tercio de los "espacios sin humo" los trabajadores estaban fumando, cuestión que se agrava al hablar de profesores de institutos, que fuman en un lugar "inadecuado". Además, en buena parte de las instalaciones públicas se equipara "espacio sin humo" a "cafetería" y, por supuesto, en ese lugar conviven fumadores y no fumadores. Pero si hay alguien que haga caso omiso de las prohibiciones, según el estudio, es el fumador que acude a un hospital o a una estación de transportes. Además, OCU encontró un punto de venta de tabaco en 48 de los 97 lugares que, legalmente, tenían la consideración de "espacio sin humo".

En los centros de estudios, la situación debería ser opuesta a como se presenta en realidad. Si los jóvenes son cada vez más propensos a la práctica del cigarrillo (el inicio al hábito se sitúa a los 13 años), es porque lo tienen cada vez más fácil, opina OCU. Su investigación subraya que saltarse las reglas está a la orden del día en institutos, facultades y bares próximos a esos centros. "No hay restricciones a la compra de tabaco por parte de los adolescentes; en las máquinas expendedoras es muy sencillo burlar el control de los responsables, que ni siquiera las ven. También compran impunemente en bares y estancos, e incluso hay lugares que venden cigarrillos sueltos a los estudiantes", finaliza el documento.

Sanciones a los restaurantes

Por su parte, la Generalitat de Cataluña anunció ayer que endurecerá la legislación antitabaco y sancionará a los restaurantes que no habiliten zonas especiales para no fumadores, así como a los locales que vendan alimentos y que no impidan fumar. Esta reforma, que entrará en vigor en 2005, irá acompañada de otros cambios en el patrocinio y la publicidad del tabaco y en las medidas destinadas a los trabajadores del sector privado para preservarlos de la exposición al humo de los cigarrillos.

Etiquetas:

espacios humo OCU

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones