Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Seguridad alimentaria

Andalucía estudia una denominación de calidad para tomate de Almería

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 27 abril de 2004
La comarca del Bajo Andarax y Níjar está integrada por los municipios de Almería, Huércal de Almería, Viatro, Pechina y Níjar. De aprobarse la denominación, sería la primera de calidad de tomate que existe en España. Para solicitar una denominación de calidad, la normativa establece la obligación de presentar un estudio justificativo, que avale la propuesta, y un borrador de reglamento del Consejo Regulador que la regule. En este sentido, el borrador elaborado por la Asociación La Cañada-Níjar indica que podrán optar a la denominación cuatro tipos comerciales de tomates: redondos lisos, asurcados, alargados y tomate cereza.

Sin embargo, el Consejo Regulador podrá proponer a la Consejería de Agricultura la inclusión de nuevas variedades del producto, siempre que sean de calidad. Asimismo, en caso de ampliación de la zona de producción se fomentarán las variedades autóctonas. También en el borrador se definen las prácticas de cultivo permitidas y el modo de realización, indicando que deben emplearse las que permitan obtener mejores calidades.

Respecto a la recolección, establece que el Consejo Regulador determinará la fecha de inicio para garantizar la adecuada producción del fruto. Igualmente, podrá adoptar acuerdos sobre las prácticas de recolección y el transporte a las centrales hortofrutícolas, con la finalidad de evitar deterioros en el producto. De las técnicas de manipulación y envasado permitidas, el borrador del Consejo Regulador establece que deben ser las que proporcionen la máxima calidad y mantengan las características tradicionales de los tomates de la zona.

Igualmente, el documento recoge la creación de sendos registros de Explotación de Tomate y de la Central Hortofrutícola de manipulado, envasado y comercialización, de cuya gestión se encargará el Consejo Regulador. En el de Explotación, de carácter voluntario, podrán inscribirse todas las parcelas plantadas con las variedades de tomate aptas para la denominación y que estén situadas en la zona de producción protegida. Por su parte, en el Registro de las Centrales Hortofrutícolas se inscribirán sólo las explotaciones situadas en la zona protegida, que sean aptas para el envasado y manipulado de tomate destinado a esta denominación específica.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones