Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Seguridad alimentaria

España adapta su normativa sobre sustancias químicas al reglamento comunitario REACH

A partir de ahora será obligatorio inscribir estos productos en un registro único para su comercialización

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: lunes 3 noviembre de 2008
El decreto por el que se modifica el reglamento sobre notificación de sustancias nuevas y clasificación, envasado y etiquetado de sustancias peligrosas quedó aprobado el pasado viernes por el Consejo de Ministros, que actuó a propuesta de los ministerios de Sanidad y Consumo; Industria, Turismo y Comercio, y Medio Ambiente, Medio Rural y Marino. En Europa se comercializan actualmente más de 100.000 sustancias químicas diferentes.

Este reglamento se modifica para adaptar sus contenidos a la legislación europea y aumentar la seguridad y el grado de protección de los ciudadanos y del medio ambiente en relación con las sustancias y productos químicos. El nuevo real decreto adapta la normativa española sobre notificación, clasificación, envasado y etiquetado de sustancias químicas al REACH. Este reglamento establece el marco europeo para la comercialización de dichas sustancias y fija un sistema integrado único para su registro, evaluación y autorización, con el objetivo básico de mejorar el conocimiento de las mismas, así como su control.

Como sustituto de más de 40 normas comunitarias, REACH regula también la comunicación, la información de los peligros y la manera de utilizar las sustancias químicas de forma segura en toda la cadena de suministro. Asimismo, legisla sobre la autorización de sustancias de especial atención y puede establecer restricciones a la fabricación, comercialización o uso de una sustancia de origen químico.

Registro único

La comercialización de estos productos requerirá a partir de ahora del citado registro único. La normativa reconoce así la obligatoriedad de registrar todas las sustancias químicas, independientemente de que ya estén en el mercado o de que se comercialicen por primera vez, a partir de una producción de una tonelada al año por fabricante o importador.

Antes, la notificación de las sustancias se realizaba en el país europeo que las comercializaba por primera vez a partir de los diez kilogramos. En España, la institución encargada de realizar ese registro era el Ministerio de Sanidad y Consumo. Con la nueva norma, el registro lo llevará a cabo la Agencia Europea de Sustancias y Preparados Químicos, mientras que la evaluación correrá a cargo de los Estados miembros.

El incumplimiento de las obligaciones establecidas en el reglamento REACH puede acarrear multas de hasta 1,2 millones de euros, dependiendo de la gravedad de la infracción cometida.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones