Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Seguridad alimentaria

La Comunidad Valenciana recomienda aplicar tratamientos contra la mosca del olivo

La plaga tiene una incidencia menor que en años anteriores

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 30 septiembre de 2005
Las actuaciones para el control de las poblaciones de bactrocera son planificadas anualmente por la Consejería de Agricultura con el objetivo de reducir al mínimo la presencia de esta plaga que afecta a los frutos de los olivares, repercutiendo en la acidez del aceite que posteriormente se obtiene.

Durante la presente campaña, se han repartido gratuitamente entre los agricultores de la Comunidad Valenciana unos 12.500 litros de insecticida de baja toxicidad y 9.000 kilos de proteína, para realizar tratamientos terrestres de forma coordinada con el Servicio de Sanidad y Certificación Vegetal.

Además, la consejería de Agricultura, Pesca y Alimentación lleva a cabo tratamientos colectivos por procedimientos aéreos, con una frecuencia aproximada de un mes, exclusivamente sobre las zonas de producción más uniformes y extensas de la Comunidad Valenciana, con el propósito de tener la seguridad de no interferir en otros cultivos.

En concreto, los tratamientos consisten en la pulverización de un cebo con proteína, que sirve de atrayente para las hembras de la bactrocera, y un insecticida, que acaba con la mosca, lo que impide que se siga reproduciendo y, por lo tanto, reduce su población.

No obstante, por primera vez durante esta campaña, las avionetas que efectúan los tratamientos no sobrevuelan aquellas parcelas que realizan cultivos ecológicos. Para ello, el Comité de Agricultura Ecológica ha facilitado a la Consejería la ubicación de estas parcelas, indicando su localización catastral y las coordenadas geográficas exactas donde se hallan, con el propósito de introducir estos datos en los equipos GPS de las avionetas.

Además, los agricultores que practican la agricultura ecológica colocan banderolas blancas en los vértices de las parcelas, para que los pilotos puedan identificarlas y, en el caso de que el sistema GPS falle, tampoco se lleve a cabo la pulverización de los tratamientos en estas zonas.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones