Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Seguridad alimentaria

La OMS considera que la gripe aviar no puede darse por erradicada

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 16 marzo de 2004
A pesar de que los dos países tienen previsto dar por erradicada la enfermedad a finales de este mes, la OMS considera que es ahora cuando se entra en uno de los periodos más peligrosos de la enfermedad. Según Peter Cordingley, portavoz de la OMS en Manila, "entramos ahora en el que podría ser uno de los periodos más peligrosos, aquél en el que los Gobiernos pueden verse tentados a dar la crisis por finalizada y bajar la guardia". La organización sanitaria internacional considera existe la posibilidad de un rebrote mientras el patógeno ande suelto.

Según la OMS, el control de esta enfermedad ha sido incluso difícil en países que contaban con importantes sistemas de vigilancia, recursos adecuados y brotes limitados geográficamente. En estos casos la erradicación ha costado hasta dos años. La Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) apoya esta preocupación, ya que considera que Vietnam podría estar ocultando los virus. Desde la FAO, instan a las autoridades sanitarias de los países afectados a estar totalmente seguras de que las zonas afectadas están libres antes de dar por acabada la enfermedad.

La eliminación de la enfermedad en Asia y reconstrucción de la industria avícola podría costar, según los expertos, unos 500 millones de dólares. Hasta el momento, el patógeno H5N1 ha sido detectado ya en Vietnam, Tailandia, China, Camboya, Laos, Indonesia, Japón y Corea del Sur. En Taiwán, Pakistán, EEUU y Canadá también se han registrado brotes, aunque con menos virulencia. En Asia, la enfermedad ha obligado a sacrificar ya unos 100 millones de aves, según informa El País.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones