Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Seguridad alimentaria

La UE mejora la información sobre ingredientes de alimentos

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 30 septiembre de 2003
Las nuevas reglas suprimen la "regla del 25%" según la cual no es obligatorio etiquetar los componentes de los ingredientes compuestos con menos del 25% del producto de la alimentación final. Las nuevas reglas se extienden a bebidas alcohólicas. Así, será obligatorio poner en una lista todos los subingredientes de ingredientes compuestos. Un ejemplo de esto son las salsas que podrían contener ingredientes alergénicos como huevos, la leche o la mostaza.

Además, está previsto acepta algunas excepciones de etiquetaje más para alérgenos. Antes era posible declarar ingredientes sólo como una categoría, por ejemplo "aceite de verdura". Sin embargo, las nuevas reglas requerirán que la fuente sea indicada para todos los ingredientes alergénicos como por ejemplo "aceite de cacahuete". También quedan incluidas en estas nuevas medidas las bebidas alcohólicas como vinos, cerveza y sidra.

La modificación de la "regla del 25%" se debe, según la CE, a la creciente complejidad de la producción de alimentos, que ha derivado en el consumo de productos procesados. Además, los consumidores llevan reclamando durante años el deseo de estar mejor informados sobre los productos alimenticios que adquieren, especialmente en lo que respecta a su composición. Esto se hace especialmente importantes para los consumidores que sufren alergias o reacciones adversas a ciertas sustancias.

En este sentido, la proporción de la población con alergias de alimentos o la intolerancia a alimentos va en aumento. Según las asociaciones de alergia, el 8% de niños y el 3% de adultos sufre algún tipo de alergia, que no sólo causan enfermedades sino que a menudo pueden provocar reacciones adversas. Para todo este sector de la población la carencia de información se convierte en una gran deficiencia, por lo que es especialmente necesario ofrecer un etiquetaje y exacto.

La nueva Directriz se publicará en el Diario Oficial de la UE a finales de 2003, y los Estados miembros tendrán un año para aplicarla, después de una transición de un año que conceden a los fabricantes para modificar el etiquetaje de sus productos. Los consumidores podrían ver los resultados a partir del año 2005 en alimentos como cereales con gluten, crustáceos, huevos, pescado, cacahuetes, sojas, leche, apio y mostaza.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones