Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Seguridad alimentaria

Los médicos apuestan por añadir vitamina D a alimentos como la leche, los zumos y los cereales

Actualmente se detecta un déficit importante de esta vitamina en la población general

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 8 noviembre de 2005
A diferencia de otros países del norte y centro de Europa, como Holanda, España, al igual que Italia, se encuentra con unos importantes déficits de dicha vitamina a pesar de situarse en una latitud que favorece la absorción de la misma a través de los rayos UVB.

«La principal fuente de vitamina D es el Sol, por lo que cabría pensar que en España la población tendría unos niveles superiores a los de los países del centro y norte de Europa», explicó el doctor José Manuel Quesada, Jefe del Servicio de Metabolismo Óseo del Hospital Universitario Reina Sofía (Córdoba). «Sin embargo, los estudios demuestran que la falta de vitamina D en la población española es mucho mayor que en los países nórdicos, por ejemplo», agregó.

Sin filtros

Bastarían de 10 a 15 minutos de exposición de manos, brazos y cara de dos a tres veces por semana para satisfacer los requerimientos de vitamina D. Pero para conseguir este aporte sería necesario no utilizar un filtro de protección solar mayor que ocho. «Los dermatólogos están en contra de esta medida por el aumento del riesgo de melanoma, por lo que habría que recurrir a la dieta para conseguir vitamina D», precisó Quesada.

En este sentido, alimentos como el queso, la mantequilla, el pescado graso, los huevos o la leche son fuentes de esta vitamina. Pero sería necesario tomar 33 lonchas de queso o 12,12 sardinas o 20 huevos diarios para conseguir la cantidad recomendada. «Debemos romper una lanza por la suplementación de vitamina D en determinados alimentos como pueden ser la leche, los zumos o los cereales», dijo el experto.

El estatus de la vitamina D se mide a través de la 25-hidroxitavina y, según los expertos, la cantidad recomendada de la misma estaría por encima de 30 nanogramos por mililitro. Esta cantidad sería suficiente para prevenir el crecimiento celular y, por tanto, el desarrollo de ciertos cánceres -como el de colon o mama-, evitar algunas patologías cutáneas, y favorecer la función cerebral y el mantenimiento de la tensión arterial.

Etiquetas:

nutrición vitamina

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones