Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Solidaridad > Proyectos y campañas

Beneficios del deporte adaptado

La práctica deportiva es un importante factor de integración social, que ayuda en la rehabilitación, promueve la independencia y otorga seguridad

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: sábado 29 septiembre de 2007

El deporte para discapacitados no goza del mismo reconocimiento que el deporte convencional. Sin embargo, sus defensores le atribuyen un espectáculo casi mayor que éste. Deficientes visuales, amputados, paralíticos cerebrales y parapléjicos son algunos de los colectivos que tienen la oportunidad de demostrar su valía en la pista. Para todos ellos, el deporte no es sólo una manera de desarrollar su movilidad, sino que es una importante puerta de entrada a la integración social y, en ocasiones, el único camino “para aceptar que su vida, al menos en algunos aspectos, ha cambiado”.

Reconocimiento y espectáculo

La lista de deportes que pueden practicar las personas discapacitadas es cada vez mayor. Prácticamente, no existe ningún deporte que les esté vetado. Incluso disciplinas como el esquí, la vela o el buceo, que parecen entrañar mayor riesgo, tienen “el mismo riesgo que para el resto de personas”, señala Macarena Gómez Pulido. Cada disciplina cuenta con monitores especialmente preparados para atender a los deportistas y las medidas de seguridad se cuidan al detalle.

En el caso del esquí, es quizás una de las modalidades más espectaculares, practicada por personas ciegas o con poca visión que aprenden a esquiar detrás de alguien que sí ve. Es necesario mantener plena confianza en el guía, en que sabrá dar las explicaciones correctas, y esquiar en perfecta sintonía con él. Cuando las personas tienen resto visual suficiente (no son completamente ciegas) esquían unos metros por detrás del guía, mientras que las parejas en las que también el guía tiene resto visual pueden alcanzar velocidades similares a las de los esquiadores sin ninguna minusvalía.

“Gracias al Plan de Apoyo al Deporte Paralímpico se obtienen unos rendimientos mucho más altos”

El director técnico de la FEDMF, considera que, “conforme la gente vaya conociendo más este deporte, la demanda para verlo será mayor, puesto que el espectáculo está garantizado”. En este sentido, José Luis Fernández Coya augura que esta situación no se dará en todas las disciplinas, como en el fútbol sala para invidentes, puesto que requiere mucho silencio para que los jugadores puedan escuchar los movimientos del balón y “la gente que acude a ver un encuentro lo que quiere es poder gritar para animar a su equipo”. En lo que coincide la mayoría es en que los Juegos Paralímpicos de Barcelona supusieron un punto de inflexión, por lo que aseguran afrontar las paralimpiadas de Pekín en 2008 “con mucha ilusión”.

Hasta entonces, los atletas españoles continúan su preparación, muchos de ellos gracias al Plan de Apoyo al Deporte Objetivo Paralímpico, ADOP. Este Plan se puso en marcha por primera vez en junio de 2005 con el objetivo de “facilitar los medios humanos y materiales necesarios (becas a deportistas y entrenadores, material deportivo, asistencia a competiciones internacionales, etc) para que los atletas paralímpicos puedan desarrollar la práctica deportiva en las mejores condiciones”, señalan desde el Comité Paralímpico Español. El proyecto finalizará, precisamente, en septiembre de 2008, tras los Juegos de Pekín. “Hay deportistas de elite que están becados por el Comité y que obtienen, gracias al programa, unos rendimientos mucho más altos”, subraya Luis Fernández Coya.

Paginación dentro de este contenido


Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones