Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Solidaridad

La Alianza Española contra la Pobreza pide a la ciudadanía que se movilice para ayudar a los más necesitados

Exige "coherencia de políticas" para poder alcanzar los Objetivos de Desarrollo del Milenio

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: sábado 27 septiembre de 2008

La Alianza Española contra la Pobreza, integrada por más de 1.000 organizaciones sociales, presentó ayer en Madrid la campaña “Una promesa no es nada”, con la que pretende movilizar a la ciudadanía para exigir medidas urgentes contra la pobreza, vistos los “insuficientes compromisos” adoptados en la Reunión de Alto Nivel de Naciones Unidas celebrada esta semana en Nueva York.

Tras este encuentro, “las exigencias ciudadanas se hacen más necesarias que nunca para pasar de las promesas a los hechos”, afirma la Alianza, que insta a los ciudadanos a participar en las movilizaciones contra la pobreza previstas en octubre y a exigir “coherencia de políticas” para poder alcanzar los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM).

La cumbre celebrada en Nueva York “sólo ha logrado recoger el compromiso de los países de aportar 16.000 millones de dólares cuando, según las estimaciones, se necesitan alrededor de 150.000 al año hasta 2010. Mientras, 1400 millones de personas, uno de cada cuatro habitantes del planeta, sigue viviendo en la pobreza”, denuncia la citada entidad.

En su opinión, en Nueva York se ha producido una nueva declaración de buenas intenciones, pero la realidad es que “el año 2015 -fijado para alcanzar las metas de mejora de condiciones de vida para gran parte de la población- está cada vez más cerca y los ODM no se cumplirán de continuar como hasta ahora”.

Acabar con la pobreza es posible. Tal y como indicó Pablo Martínez Osés, representante de la Alianza, “en estos momentos, en medio de la crisis financiera mundial, estamos asistiendo a una intervención decidida por parte de gobiernos, como el de Estados Unidos, que supone una inversión hasta 10 veces mayor de lo que se estimó necesario para cumplir los ODM”.

75 millones más de hambrientos

Se estima que 75 millones más de personas pasarán hambre por causa de la subida de los alimentos y del combustible. Por este motivo, la Alianza considera que “es obligación de los países más ricos reforzar los compromisos adquiridos”.

El Gobierno español ha ratificado ante la ONU su compromiso de alcanzar el 0,7% del Producto Interior Bruto (PIB) destinado a la ayuda al desarrollo. “Pero no sólo es cuestión de cantidad, también es fundamental que nuestra ayuda sea eficaz: que vaya destinada a los países que más la necesitan, que se invierta en servicios sociales básicos, al menos en un 20%, y que esté desligada de intereses económicos y comerciales”, apunta la misma fuente.

Por su parte, el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, ha anunciado el destino de partidas para el Fondo del Agua, el Fondo España-PNUD, la iniciativa de Vía Rápida para la Educación y el proyecto “Delivering as one”, pasos positivos pero “claramente insuficientes”, según David Ortiz, miembro de la Alianza que, como representante de la sociedad civil, ha acompañado por vez primera a la delegación española en Nueva York.

Según Martínez, ahora habrá que ver los compromisos de España en la próxima cumbre de Doha, que se celebrará en diciembre para la revisión del Consenso de Monterrey sobre financiación para el desarrollo. Siguen pendientes todavía asuntos como la abolición de la deuda externa y la adopción de unas normas más justas para el comercio internacional.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones