Miles de niños centroamericanos y sus familias afectados por las inundaciones necesitan ayuda urgente

Honduras y Guatemala son los países donde los efectos de las lluvias han sido más graves
Por mediatrader 18 de noviembre de 2008

Cientos de miles de niños centroamericanos y sus familias todavía están a la espera de recibir ayuda tras las graves inundaciones y deslizamientos de tierra en la región en las últimas semanas, según ha alertado la oficina del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) para América Latina y el Caribe.

Los países más afectados por las lluvias son Honduras, donde alrededor de 322.000 personas aún necesitan asistencia urgente, y Guatemala, con otras 180.000 personas afectadas. En Honduras la situación empeoró la semana pasada, cuando el huracán «Paloma» trajo aún más lluvia.

Unicef denuncia que hasta la fecha sólo ha recibido el 10% de los fondos solicitados para prestar ayuda a niños y mujeres hondureñas que se han quedado sin nada, y pide a los donantes que respondan con «urgencia» a la llamada de asistencia de Guatemala.

Otros países que han resultado afectados por las inundaciones son Belice, Costa Rica, Nicaragua y El Salvador. Los niveles de precipitaciones superaron a los del huracán «Mitch», que provocó más de 10.000 muertes en la región hace diez años.