Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Solidaridad

UNICEF alerta de que el cólera y la diarrea amenazan la vida de los niños en el sur de Somalia

El 75% de los casos de diarrea acuosa aguda se registra en menores de cinco años

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 24 agosto de 2011
UNICEF y sus aliados han intensificado sus trabajos en el sur de Somalia para frenar el avance del cólera y la diarrea, enfermedades infecciosas que amenazan las vidas de los niños, alerta la agencia de Naciones Unidas. El 75% de los casos de diarrea acuosa aguda, altamente infecciosa, se registra en niños menores de cinco años. Las precarias condiciones de saneamiento que hay en la zona, la falta de agua potable, la masificación y los altos niveles de desnutrición "son la combinación perfecta para enfermedades infecciosas como el cólera y la neumonía, que extienden y aumentan el número de fallecimientos", explica la ONG.

Se han confirmado casos de cólera en las regiones de Banadir, Bay, Mudug y Bajo Shabelle, y el número de casos de diarrea acuosa aguda ha aumentado "de manera dramática" en los últimos meses. Desde enero de este año, solo en el Hospital Benadir de Mogadiscio se han registrado 4.200 casos de diarrea acuosa aguda y cólera. A pesar de ello, "en estos momentos la mayoría de los casos de cólera registrados en varias regiones están contenidos y bajo control", señala UNICEF.

Desde enero, solo en el Hospital Benadir de Mogadiscio se han registrado 4.200 casos de diarrea acuosa aguda y cólera

"Nuestra mayor preocupación es monitorear y detectar nuevos brotes de enfermedades en muchos asentamientos informales establecidos para los desplazados internos que se encuentran en Mogadiscio o sus alrededores", explicó la doctora Marthe Everard, Representante de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en Somalia. "Necesitamos de manera urgente clínicas móviles para suministrar servicios sanitarios básicos a los desplazados y para fortalecer el sistema de detección de nuevos brotes. Este asunto es fundamental en nuestra respuesta y nuestra tarea de salvar vidas", añadió.

El cólera es endémico en Somalia pero el último gran brote, que afectó a 67.000 personas, se registró en 2007. En los últimos años, los esfuerzos realizados por limpiar con cloro las instalaciones de agua en Mogadiscio y para mejorar las instalaciones de higiene y saneamiento han prevenido un brote más importante. Pero ahora hay un gran corte de suministro de agua potable y falta de saneamiento adecuado con la llegada de 100.000 personas este año a Mogasdicio, lo que aumenta el número de desplazados en la capital. "No debería ocurrir que un niño muera por una diarrea, aunque es la trágica realidad para un niño somalí con desnutrición aguda. Es una combinación letal", señaló la representante de UNICEF en Somalia, Rozanne Chorlton. "Estos tipos de enfermedades son prevenibles y tratables rápidamente. Para salvar las vidas de los niños nos estamos asegurando de que el acceso a agua potable, saneamiento, higiene y a cuidados médicos forman parte integral de nuestra respuesta de emergencia", explicó.

Abastecimiento de material

Se han intensificado los trabajos para apoyar a 1,5 millones de personas contra estas enfermedades infecciosas

UNICEF y la OMS han enviado a 13 hospitales kits de emergencia contra enfermedades diarreicas compuestos de suministros médicos como jeringuillas, infusiones y sales de rehidratación oral (SRO). Además, se ha intensificado la gestión de los casos de deshidratación severa con y sin desnutrición, y la atención se centra ahora en la movilización de una red de promotores comunitarios de salud que difunden puerta a puerta mensajes de sensibilización sobre salud e higiene. De igual modo, se abastece a los puestos de salud de medicamentos esenciales y sales de rehidratación oral.

Las organizaciones aliadas de UNICEF en sectores como el agua, saneamiento e higiene han intensificado sus trabajos para llegar a 1,5 millones de personas en zonas de alto riesgo del sur. Para ello, se distribuyen suministros de cloro, artículos esenciales de higiene, tratamientos para las familias y materiales para el almacenamiento de agua.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones