Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Viajes

Descartado el error humano como causa del accidente de Barajas

Aviación Civil sospecha que la explosión de un motor dañó el timón y dejó la nave sin control

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 22 agosto de 2008
accidente de Barajas se debiese a un error humano. A la vista de las pruebas examinadas, los técnicos de este organismo no creen que la causa de que el avión de Spanair se estrellase fuese un fallo del piloto, muy experimentado, o de sus ayudantes.

Tampoco parece que influyera el fallo en los sensores de temperatura exterior del aparato que motivaron que el piloto abortase sobre las 13:20 horas el despegue y dirigiese el avión al punto de partida para que fuese revisado. Esta anomalía, según los expertos, no es muy grave y el avión podría haber volado perfectamente.

Las hipótesis de Aviación Civil se dirigen hacia un problema en el motor izquierdo del MD-82, un avión de 15 años que tiene las turbinas no en las alas, como otros diseños, sino una a cada lado de la cola.

Como misiles

Aún no hay datos sobre el origen de los problemas en ese motor, pero los técnicos apuntan a que pudo sufrir un estallido o gran rotura, que provocó que múltiples piezas saliesen propulsadas hacia la cola como misiles. Estos fragmentos habrían bloqueado o inutilizado el timón y podrían haber afectado al funcionamiento del otro motor. Esta teoría explicaría por qué el avión agotó la pista y, nada más elevar el morro y despegarse unos metros del suelo, perdió el control, se ladeó a la derecha, y se estrelló.

Las hipótesis de Aviación Civil se dirigen hacia un problema en el motor izquierdo del MD-82

En cualquier caso, estas son sólo las primeras hipótesis con las que comenzó a funcionar ayer la comisión que tratará de esclarecer los hechos, las causas y los responsables. El grupo lo forman los siete expertos designados por Aviación Civil, y miembros de la Agencia Europea de Seguridad Aérea, representantes de la constructora del avión, y técnicos de las autoridades aeronáuticas de Estados Unidos.

Sus primeras conclusiones tardarán en conocerse meses y su informe final puede demorarse más de un año. Las conclusiones serán la base de la investigación penal que dirige el Juzgado de Instrucción número 11 de Madrid. Los expertos ya han comenzado a estudiar las cajas negras, una deteriorada, que tienen grabados todos los parámetros e incidencias del vuelo y el diálogo de la cabina.

"Cumplía los requisitos"

Por su parte, el director general de Spanair, Markus Hedblon, aseguró ayer que el avión siniestrado "cumplía todos los requisitos de seguridad. Lo que hicimos en este vuelo estaba apegado a las normativas y protocolos reconocidos por Aviación Civil".

Las primeras conclusiones de la comisión de expertos tardarán en conocerse meses y su informe final puede demorarse más de un año

El subdirector de la aerolínea, Javier Mendoza, admitió que hubo un calentamiento excesivo en una toma de aire. "Entonces se pasó a revisar el aparato por parte del personal técnico de la compañía. La incidencia se localizó en la parte delantera, debajo de la ventanilla del copiloto". Mendoza aclaró que "el personal técnico trató el fallo y lo aisló de acuerdo con los procedimientos que están descritos en los manuales de aviación".

Markus Hedblon agregó que los plazos de ayuda para las familias pueden alargarse durante años, pero garantizó que "la compañía está preparada y dispuesta a asumir los costes".

Oficina de atención a las víctimas

El Gobierno creará una oficina de atención a las víctimas del accidente, según anunció la vicepresidenta primera, María Teresa Fernández de la Vega. Por su parte, los ministerios de Interior y Fomento coordinarán todo el operativo necesario para trasladar a las víctimas y a sus familiares al lugar en el que los fallecidos sean enterrados.

De la Vega subrayó que la comisión de expertos independientes que investiga el accidente se encuentra trabajando con total intensidad y exhaustivamente, de modo que cumpla “el compromiso” del Ejecutivo de llegar hasta las últimas consecuencias.

La vicepresidenta recalcó que el sistema de control y de supervisión aérea que se aplica en España, al igual que en el resto de Europa, es “exigente”, y agregó que la investigación en marcha desentrañará con “absoluta certeza” los hechos y las causas del siniestro, con la máxima transparencia y rigor posibles.

Entre los fallecidos hay extranjeros de 11 nacionalidades diferentes. Cinco son alemanes y dos franceses. Además hay víctimas de Mauritania, Turquía, Brasil, Indonesia, Bulgaria, Italia, Suecia, Colombia y Gambia.

Los servicios consulares del Ejecutivo ya han empezado a ponerse en contacto con las embajadas de estos países para localizar a los familiares de los fallecidos e iniciar los trámites de repatriación en cuanto sean identificados los cuerpos.

Para atender a las víctimas y sus familiares hay movilizados en la Comunidad de Madrid 475 voluntarios de la Cruz Roja, 100 psicólogos y 250 trabajadores se servicios funerarios.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones