Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Viajes

El Reino Unido estudia aplicar un recargo en los billetes de avión para sufragar las nuevas medidas de seguridad

BAA, el principal operador británico de aeropuertos, asume actualmente costes imprevistos de seguridad de hasta 14 millones de libras

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 23 agosto de 2006
Altos cargos del sector aéreo británico han informado al diario "The Observer" que el Gobierno del Reino Unido planea aplicar un recargo en los billetes de avión para financiar el coste de las nuevas medidas de seguridad adoptadas en los aeropuertos a raíz del desmantelamiento de una trama terrorista.

Estas fuentes señalaron al diario británico que el plan puede ser considerado una alternativa a que todos los contribuyentes británicos financien el aumento de la seguridad aérea con sus impuestos o a que la industria de la aviación sufrague los millones de libras que supondría ampliar el número de trabajadores de los servicios de seguridad, la formación de los efectivos y la modernización del equipamiento.

La compañía Virgin Atlantic considera "apropiado" que el Gobierno "asuma la responsabilidad y contribuya a proporcionar los recursos necesarios para garantizar que los pasajeros tengan una experiencia lo menos problemática posible".

BBA, el principal operador británico de aeropuertos propiedad del grupo español Ferrovial, asume actualmente costes imprevistos de seguridad de hasta 14 millones de libras esterlinas (20,6 millones de euros) que deben ser cubiertos en un periodo de cinco años. A estos, posiblemente tenga que sumar los originados por la alerta terrorista. No obstante, según la normativa vigente en el Reino Unido, las aerolíneas tendrían que pagar esta cantidad extra.

Varias compañías denunciaron que BAA no había ampliado el número de efectivos de seguridad tal y como le requirió el Gobierno. Inspectores del Ministerio de Transporte indicaron en febrero que la empresa tenía que contratar a 160 efectivos con el objetivo de asumir un aumento de carga de trabajo en la seguridad aeroportuaria.

Por otro lado, British Airways (BA) se reunirá próximamente con el gestor para negociar compensaciones por las cancelaciones de vuelos del pasado 10 de agosto. Se estima que BA perdió hasta 73,5 millones de euros en los días posteriores a la alerta terrorista.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones