Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Viajes

Miles de viajeros se quedan tirados por la suspensión de los vuelos de Air Madrid

La compañía decretó ayer el cese de su actividad poco antes de que Fomento le retirara la licencia de vuelo. El Ministerio fletará entre cuatro y seis aviones para intentar paliar la situación

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: sábado 16 diciembre de 2006
Air Madrid decidió ayer suspender todas sus operaciones dejando tirados a los alrededor de 130.000 viajeros que estos días esperaban regresar a sus puntos de origen después de haber realizado su viaje de ida con la aerolínea. Además, el futuro de 1.200 trabajadores permanece en el aire. Los afectados que deseen información pueden llamar al número 902 360 138, si están en España, o al +34 954 589 641, si se encuentran en el extranjero.

La compañía explicó que se había visto obligada a cerrar ante la "presión insostenible" ejercida por Aviación Civil y el Ministerio de Fomento. Poco después se conocía que este departamento le retiraba la licencia de vuelo a la vista de que las alegaciones presentadas no permitían subsanar los "incumplimientos" que se habían detectado en su plan de medidas correctivas del 17 de noviembre.

Dispositivo de emergencia

Ante la situación creada, Fomento ha establecido un dispositivo de emergencia hasta el próximo jueves para atender los casos más urgentes de afectados por la suspensión de actividades de Air Madrid. Según explicó el secretario de Transportes, Fernando Palao, el departamento ha destinado cinco millones de euros para alquilar entre cuatro y seis aviones "de gran tamaño" para transportar a los pasajeros considerados "prioritarios".

Estas aeronaves se van a sumar a las plazas que se puedan obtener en otras compañías aéreas y añadió que el coste de la operación se reclamará a Air Madrid. De acuerdo con el plan de emergencia, estos billetes se adjudicarán en primer lugar a aquellas personas que hicieron viaje de ida y que deben regresar a su puerto de origen. También estas plazas se destinarán a los mayores, niños y personas enfermas, sobre todo de los destinos latinoamericanos a los que volaba Air Madrid , así como a Rumania.

La compañía Vueling ya se ha puesto a disposición de Aviación Civil para "hacerse cargo de aquellos pasajeros que se hayan visto afectados en sus planes de viaje", al tiempo que se ha ofrecido para transportar a España "sin coste alguno" a los empleados que hayan quedado atrapados en los aeropuertos extranjeros donde operaba la aerolínea suspendida.

300.000 billetes

En un primer momento, Air Madrid se desentendió de cualquier responsabilidad respecto a sus pasajeros y trasladó a Aviación Civil las listas de viajeros para que el órgano dependiente de Fomento tomase "las medidas que considere convenientes para reparar a los mismos los perjuicios que con su conducta les ha ocasionado". Pero ante el revuelo generado por su radical decisión, la compañía anunció que sí se haría cargo del regreso a Madrid de los pasajeros que tenían billete de vuelta desde América Latina para ayer.

Según la propia empresa, en las últimas semanas se han vendido unos 300.000 billetes, y en este momento hay 130.000 pasajeros que compraron pasaje de ida y vuelta y que ahora esperan retornar a su punto de origen. De este número, 120.000 se encuentran en alguno de los nueve países latinoamericanos a los que volaba Air Madrid (Ecuador, Colombia, Argentina, Chile, Panamá, Costa Rica, Brasil, México y Perú) a la espera de que se solucione su regreso a España.

Acciones judiciales

Fomento también ha anunciado que se plantea ejercitar las acciones judiciales pertinentes frente a la actuación "unilateral e irresponsable" de Air Madrid. Una advertencia que fue contestada por el secretario del consejo de administración de la aerolínea y abogado de la compañía, Pascual López Ocaña, quien culpó al departamento de Magdalena Álvarez del cierre de la empresa.

Por otro lado, la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) presentó ayer una denuncia ante el juzgado de guardia para pedir que se investigue si ha habido un presunto delito de estafa por parte de Air Madrid.

Por su parte, el Consejo de Consumidores y Usuarios (CCU) aconseja a los viajeros perjudicados que presenten una denuncia ante la propia compañía aérea y también ante Aviación Civil. El CCU cree que la intención de Fomento de conseguir a miles de pasajeros plazas en otras compañías es "adecuada" pero "poco factible", especialmente en aquellos destinos que cubren pocas líneas aéreas, como Bucarest.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones