Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Vivienda > Compra

Cómo afectará a las hipotecas la subida del Euribor

La subida del índice europeo supondrá un encarecimiento de seis euros mensuales en la hipoteca media

Tras casi dos años de descensos, el Euribor comienza a subir de manera muy lenta, pero parece que irreversible. El alivio que ha supuesto para las economías domésticas la caída continuada del índice de referencia de la mayoría de los préstamos hipotecarios toca a su fin. Las perspectivas apuntan a subidas moderadas y progresivas de este indicador, que traerán consigo un aumento de unos seis euros de media en las cuotas que las familias españolas pagan cada mes para comprar una vivienda. Regresan así las revisiones al alza y, aunque no está previsto que alcance los altísimos niveles de 2008, tampoco se considera probable que el Euribor vuelva a tocar suelo en los próximos meses.

Aumento lento, pero constante

Durante más de 20 meses, el Euribor ha sido uno de los pocos indicadores que ha dado un respiro a las economías domésticas, amenazadas por el paro y la crisis. En marzo de 2010, el índice registró su mínimo histórico al cerrar el mes en el 1,2%. Hasta ese momento, las cuotas de las hipotecas habían descendido de manera considerable, ya que se había llegado a superar el 5%.

Tras una caída en picado de casi un año y medio, a partir de marzo de 2010 el índice acumula pequeñas subidas y, tras cinco meses de ascensos, en agosto se situó en el 1,4%. Esto coloca al Euribor nueve centésimas por encima del nivel que tenía en agosto de 2009 (1,3%) e influirá en las cuotas de quienes revisen sus hipotecas en septiembre.

Consecuencias de la subida

En principio, este incremento no se notará demasiado. Para una hipoteca media, que según las estadísticas se sitúa en 150.000 euros a 25 años con un diferencial del 0,80%, el encarecimiento será de seis euros al mes. El ciudadano pasará de pagar 645 euros a 651, lo que se traduce en 72 euros anuales más de lo abonado en la actualidad.

Quienes ya hayan pasado su revisión anual o semestral no notarán la subida hasta dentro de unos trimestres

La subida es leve, sobre todo, si se compara con índices de hace sólo dos años. El Euribor cerró el mes de septiembre de 2008 en el 5,3%. Esto hizo que quienes revisaron su hipoteca media de 150.000 euros, pasaron de pagar 853 euros al mes a 910, es decir, 57 euros más cada mes y casi 700 euros más al año. El mismo ciudadano pagaba hace dos años 250 euros mensuales más por su préstamo hipotecario que hoy en día.

Además, el encarecimiento de las hipotecas no afectará a todos los ciudadanos al mismo tiempo. Quienes ya se hayan sometido a su revisión anual o semestral no notarán hasta dentro de unos trimestres las repercusiones de la subida del Euribor.

Pero la tendencia alcista ya ha comenzado y, según los analistas, es probable que no se vuelvan a repetir tasas tan bajas como las alcanzadas a mediados de este año. Se espera, no obstante, que los incrementos sean progresivos y moderados, con lo que los consumidores se enfrentarán a continuos pero leves encarecimientos de sus cuotas hipotecarias.

Se espera que el Euribor se sitúe en diciembre de 2010 en torno al 1,5%, aunque algunos economistas lo elevan hasta el 1,7%, pero no se espera que llegue al 2% hasta el año 2011.

El problema del déficit

Uno de los aspectos que podría influir sobre el Euribor sería una hipotética falta de liquidez del sistema financiero, que generaría tensión y desconfianza entre los bancos y traería consigo el encarecimiento del precio al que estos se prestan el dinero, así como la subida del indicador. Pero esta opción no se considera muy probable.

El exceso de déficit de algunos países europeos, como los conocidos este verano, y los rumores sobre la solvencia de algunas economías del continente también han podido contribuir, y podrían hacerlo de nuevo, a las subidas.

El factor que más podría incidir en un repunte brusco sería el incremento de los tipos de interés por parte del BCE

No obstante, el factor que más podría incidir en un repunte brusco del Euribor sería el incremento de los tipos de interés por parte del Banco Central Europeo y, por el momento, no es probable en los próximos meses. La entidad presidida por Jean Claude Trichet esperaría a que los primeros síntomas de la recuperación económica comiencen a notarse para llevar a cabo esta medida. La cuestión es que, como el precio del dinero se establece en el ámbito europeo, de manera global, si otras economías mejoran antes que la española, ésta se verá arrastrada por la subida de tipos y, por tanto, del Euribor.

Etiquetas:

bancos bolsa hipotecas

RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones