Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Vivienda

Las ventas de viviendas en la costa alcanzaron un récord de 181.000 en 2004, un 13,1% más

La buena relación calidad-precio y la seguridad del litoral español harán que la demanda de pisos costeros siga creciendo

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 23 agosto de 2005
El número total de viviendas nuevas vendidas en municipios costeros y de segunda línea de Andalucía, Comunidad Valenciana, Cataluña, Baleares, Canarias y Murcia alcanzó en 2004 un récord de 181.000 unidades, un 13,1% más que en el ejercicio precedente, cerca de la cuarta parte del total de viviendas vendidas a escala nacional, según un informe presentado ayer por la consultora DBK.

La progresión de las ventas en 2004 fue sensiblemente superior a la de 2003 (7,7%), pero inferior a la de 2002 (15,1%). De este modo, las sociedades inmobiliarias pasaron de vender 129.000 unidades en 2001 a las 181.000 de 2004. Para el bienio 2005/2006, las ventas podrían estabilizarse en torno a las 170.000-175.000 unidades al año, indica el informe.

Andalucía fue la comunidad autónoma que registró mayor número de ventas el año pasado, 55.500 unidades, un 31% del total. También destacan la Comunidad Valenciana y Cataluña, con 47.500 y 31.000, respectivamente.

Murcia, por su parte, experimentó un incremento del 47,1% en el periodo que va desde 2001 hasta 2004, frente a la tasa media del 12% anual correspondiente al conjunto de los municipios costeros y de segunda línea. Un 60% de las viviendas vendidas fueron adquiridas por españoles y el 40% restante (72.000) por extranjeros.

Según DBK, después de los crecimientos registrados en los últimos años, de cara al futuro se espera una progresiva moderación de las ventas, en un escenario de elevados precios y alto nivel de saturación alcanzados en algunas zonas. Sin embargo, la demanda continuará favorecida por factores como la previsión de mantenimiento de bajos tipos de interés, al menos a corto plazo, o la proliferación de una oferta de calidad con instalaciones y servicios complementarios.

El informe indica además que la buena relación calidad-precio y la seguridad aún existente en gran parte del litoral español continuarán atrayendo a europeos que demandarán tanto viviendas vacacionales como residencias habituales para después de la jubilación.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones