Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Vivienda > Compra

Las viviendas que compraron tenían defectos y demandaron a la promotora y a los arquitectos

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 21 septiembre de 2010
Img pisos listado Imagen: rbtraveller

Un grupo de personas que habían adquirido viviendas -primeros y segundos compradores- demandaron a la promotora y a los arquitectos y les reclamaron la reparación de los vicios y defectos de las casas. Se condenó a los demandados a realizarlas a su costa y a abonar una indemnización por los daños y perjuicios derivados de las obras, como el alojamiento y el gasto de guardamuebles. Los compradores solicitaron además la condena para adecuar las casas a los elementos constructivos y de calidad detallados en los proyectos depositados en Urbanismo, ya que los consideraban incumplidos. Aunque esta petición se acogió en principio -a favor sólo de los primeros compradores-, la promotora recurrió al Supremo y se decidió su absolución.

El problema radicaba en que al contrato se unió una memoria de calidades distinta de la propuesta en principio

El vendedor alegó haber cumplido con sus obligaciones y que las calidades de las viviendas se ajustaban a la memoria anexa a los contratos firmados por los compradores. Ésta era posterior a la redacción de los proyectos depositados en la gerencia de Urbanismo. Por este motivo, según sentencia del Tribunal Supremo, de 15 de marzo de 2010, el problema radicaba en que los usuarios habían suscrito un contrato de compraventa al que se unió una memoria de calidades distinta a la propuesta en inicio.

Pero concluye el tribunal que la obligación inicial respecto de las calidades dejó de ser un elemento esencial del contrato cuando los compradores otorgaron las escrituras públicas, a las que agregraron las calidades en otra memoria.

El contrato expresaba los cambios respecto al proyecto y los compradores los aceptaron al escriturar

Precisa el Supremo que sin esta segunda memoria habrían podido exigir el acuerdo alcanzado. Pero el contrato expresaba los cambios respecto al proyecto y los propietarios los aceptaron al escriturar. Y ninguno de ellos utilizó los mecanismos que el derecho ponía a su alcance para demandar la nulidad de alguna de las cláusulas o del pacto contractual sobre calidades. Por ello, absolvió a la promotora demandada.

Etiquetas:

reclamar vivienda

RSS. Sigue informado

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones