Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Economía


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Familia

Tipos de contenidos: Economía

^

Beneficios fiscales en la adopción

Algunas comunidades autónomas ofrecen ventajas fiscales no sólo por tener hijos, sino por el hecho de adoptar

  • Autor: Por ANDONE MARÍN
  • Fecha de publicación: 18 de julio de 2008

¿Se pueden deducir los gastos?

Imagen: Kevin Rohr

Hasta hace no demasiado tiempo, optar por la adopción en España era para las parejas que así lo deseaban la última opción tras haber recurrido a todo tipo de tratamientos para ser padres biológicos. En los últimos años, sin embargo, la posibilidad de recurrir a la adopción en lugar de la paternidad biológica, o hacerla complementaria a la misma, se ha convertido en algo habitual y aceptado. La mayoría de las adopciones en España se realiza en países extranjeros (entre 4.000 y 5.000 anuales en los últimos ejercicios). ¿La razón? Entre otras, la mayor posibilidad de que el niño adoptado sea un bebé o tenga corta edad, y la ventaja de un proceso más corto. Durante el mismo, se originan algunos gastos, que se disparan en el caso de las adopciones internacionales, aunque hay algunas deducciones de las que poder beneficiarse en la Declaración de la Renta. Algunas ayudas están incluidas en la misma categoría que los nacimientos de hijos biológicos, pero en algunas comunidades autónomas añaden otras por el propio hecho de adoptar.

En los casos en los que un futuro hijo adoptado proceda de un país extranjero se contemplan circunstacias especiales y complicaciones derivadas de la naturaleza transnacional de los trámites. Precisamente por eso, en los casos de adopción internacional, entran en juego las ECAI (Entidades Colaboradoras de Adopción Internacional), asociaciones sin ánimo de lucro, acreditadas por cada una de las comunidades autónomas y el país de origen del niño para llevar a cabo el proceso de adopción. La contratación de sus servicios es, en ocasiones, obligatoria, ya que algunos países de destino exigen que se cumpla esta condición para que sus nacionales sean adoptados.

Entre otras, su función consiste en asesorar sobre los aspectos tanto legales y sociales, como psicológicos que afectarán a los nuevos padres. Se encargan de tramitar el expediente en España, de resolver todas las dudas respecto a la documentación necesaria en el país extranjero, así como de preparar los diferentes aspectos necesarios para que la estancia en el estado de origen del niño sea lo más cómoda posible. Cuando los padres adoptivos visiten personalmente el país, un representante de la ECAI los acompañará en todo momento, y se encargará, también, del seguimiento y apoyo de la familia y el niño adoptado en su proceso de adaptación tras su regreso a España.

La contratación de todos estos servicios genera unos gastos que, aunque varían en función de cada caso personal y las necesidades específicas (traducciones, etc.), pueden llegar a ser de varios miles de euros. Las cantidades pagadas a las ECAI por su gestión no desgravan, pero hay algunas deducciones de las que poder beneficiarse en la Declaración de la Renta. Algunas son de carácter estatal; en realidad, su razón de ser está más relacionada con la propia manutención del niño una vez en su nuevo hogar que con el proceso de adopción previo, y por ello se incluyen en la misma categoría que nacimientos de hijos biológicos. Sin embargo, algunas comunidades autónomas amplían estas ayudas e incluso añaden otras por el propio hecho de adoptar.

Los padres adoptivos tienen el mismo derecho que los biológicos a ventajas como el "cheque bebé" o la deducción por maternidad

Entre las ventajas generales, de carácter estatal y que disfrutan tanto padres biológicos como adoptivos, se incluyen:

Deducción o prestación por nacimiento o adopción: El más que famoso "cheque bebé" es la ayuda estrella en este ámbito del que también los padres adoptivos se pueden beneficiar. Ellos (en principio, la madre) tiene derecho, al convertirse en progenitor, a una deducción de 2.500 euros por cada uno de sus hijos. Para ello, debe presentarse cumplimentado el modelo 140 una vez inscrito el hijo en el Registro Civil (el mismo que para la deducción por maternidad: 1.200 euros durante los tres primeros años). Se puede solicitar anticipadamente, o deducirlo en la Declaración.

En algunos casos, la prestación se realiza a cargo de la Seguridad Social (mediante el modelo 141) y no a través de la Agencia Tributaria. Es el caso de Navarra y País Vasco (con sistema fiscal propio), cuyos residentes reciben la misma cantidad, aunque como prestación no contributiva.

Deducción por maternidad: Dirigida a las madres trabajadoras, tanto por cuenta propia como ajena, consiste en la deducción de hasta 1.200 euros anuales hasta el año en que el niño cumpla tres (no incluido). Es aplicable, además de a los casos de nacimiento, a los de adopción y acogida. Se puede solicitar de forma anticipada y cobrar la parte proporcional mensualmente (100 euros), o deducirla del IRPF al realizar la Declaración de la Renta.

Paginación dentro de este contenido


RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto