Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Mascotas > Alimentación

Tipos de contenidos: Mascotas

Recetas para ir de picnic
Λ
Tu canal de Mascotas

A mi perro no le gusta su comida: ¿cómo solucionarlo?

Si al perro no le gusta la comida que se le ofrece, entre otros factores, puede ser que la alimentación no sea apropiada según su edad

  • Autor: Por EVA SAN MARTÍN
  • Fecha de publicación: 21 de febrero de 2012

El perro precisa un tipo de comida distinta en las diferentes etapas de su vida. Esta se elabora para resultar atractiva en cada momento vital del can. Sin embargo, malos hábitos de alimentación o cambios constantes en la dieta pueden derivar en rechazo e, incluso, en desinterés del animal por su comida.

Un pienso para cada etapa de la vida del perro

La primera pregunta que ha de formularse ante el rechazo del perro hacia su alimento habitual es si se ha escogido bien el pienso que corresponde a su etapa vital.

La comida del perro debe ser la adecuada para la edad y la raza de nuestra mascota

En ocasiones, nos dejamos influir, sobre todo, por el precio de la comida y desatendemos si esta es la adecuada para la edad, el tamaño o la raza de nuestra mascota.

Si el perro muestra indiferencia por la comida elegida, hay que asegurarse de que se ha seleccionado un alimento que es específico para la raza de la mascota o su edad. Un caso muy común es proporcionar a un perro anciano el pienso propio de un perro adulto, en ocasiones incluso, el propio de los cachorros. En este caso, se podría hacer un flaco favor a nuestro amigo, ya que los ingredientes de estos piensos, no recomendados para la vejez, pueden ocasionarle algún que otro problema de salud, entre otros, obesidad.

Por tanto, asegurarnos de que nuestro perro come un pienso propio para su edad, raza y tamaño, supone al mismo tiempo garantizar que tiene acceso a los componentes adecuados que le aseguran ser un perro sano y feliz.

Comida sabrosa, éxito asegurado

La mayoría de los veterinarios aconsejan proporcionar al perro pienso o dieta seca, si bien a priori no es la más sabrosa y atractiva para nuestra mascota. Eso sí, se puede conseguir que las croquetas sean más apetecibles con algunos sencillos trucos que permiten ofrecerle, al mismo tiempo, el alimento más saludable.

Humedecer el pienso con agua caliente potencia el olor de las croquetas, un aspecto importante porque los perros eligen su alimento, en primer lugar, por el olfato. Esto explica lo esencial que es conservar la comida de nuestro amigo en las mejores condiciones ambientales. Cuanto más olor pierda, menos atractiva será para él. Este detalle explica, en parte, que las latas de comida, o dieta húmeda, resulte tan atractiva a los perros. Su olor es más fuerte y sugerente.

Hay quien opta por mezclar el pienso con algunas de estas latas de comida para perros. Si se piensa hacerlo, hay que asegurarse primero de que es un alimento de calidad que se ha elaborado con buenos ingredientes. En segundo lugar, hay que ser consciente de que con esta opción se puede contribuir a aumentar las posibilidades de que el perro desarrolle algún tipo de obesidad. La comida en lata acumula una mayor densidad calórica.

Yogur y psicología para animar al perro a comer

En las ocasiones en las que el desinterés de nuestro perro es mayúsculo, podemos ayudarnos de otro tipo de ingredientes novedosos, como un poco de yogur natural. A muchos perros, el cambio les anima a comer. Solo se tiene que verter una cucharada de yogur, sin aditivos ni colorantes artificiales, sobre sus croquetas y mezclarlas bien. Con ello, además, podemos ayudar a sus intestinos a trabajar mejor.

Un perro es un animal de manada y, por regla general, el dueño es el jefe de la misma. El perro encontrará siempre más atractiva la comida que se le ofrezca en la mano que el alimento que se deposite en su comedero.

No es recomendable, sin embargo, ofrecer las sobras de nuestra comida al perro ni dejarle que pique algo cuando cocinamos o mientras come la familia. Estas invitaciones pueden acabar por provocar el desinterés del perro por su propia comida.

Cuidado con los cambios frecuentes de alimento

Algunas personas creen que sus perros se aburren de sus croquetas y, o bien cambian con asiduidad de pienso, o bien dan a sus mascotas restos de su propio almuerzo. El can, sin duda, preferirá estos a su pienso. En este caso, lo más probable es que el perro ignore el pienso, a la espera de ese otro alimento que tanto le gusta. Como ocurre con la comida enlatada, esta práctica eleva la probabilidad de provocar obesidad al perro.

Si la comida que se escoge para el perro desde el primer día es de buena calidad y apta para su momento vital, el éxito está asegurado.

Humedecer el pienso con agua caliente hace la comida más atractiva para el perro

Si no es así, siempre se está a tiempo de poner en marcha estos consejos y, mientras, hacer la transición de un pienso a otro con la ayuda de alguna de estas recomendaciones y de los consejos que ofrecerá el veterinario para cada caso.

Consejos

  • Elija siempre el pienso de calidad que mejor se adapte al momento vital de su perro. A su edad, tamaño y raza. Consulte a su veterinario.

  • Humedezca las croquetas del can con un poco de agua caliente. Potenciará el olor de las mismas y aumentará con ello su atractivo.

  • Si decide mezclar el pienso con comida enlatada, escoja la que garantice una elaboración con ingredientes de calidad y no abuse de las mismas, podría provocar obesidad a su mascota.

  • No le dé sobras. Contribuirá al desinterés del can por su propio alimento.

  • Use un poco de yogur natural. Es sano. Aunque siempre se ha de intentar que el perro tome su comida sin añadidos.


RSS. Sigue informado



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto