Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Motor > Mantenimiento del automóvil

Consejos para cambiar una rueda

Retirar el vehículo de la calzada, señalizarlo adecuadamente con los triángulos y colocarse el chaleco reflectante son los tres primeros pasos, esenciales para evitar un accidente

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: lunes 5 diciembre de 2005
Si pinchamos una rueda, deberemos colocarnos el chaleco reflectante, retirar el vehículo de la calzada y luego señalizarlo adecuadamente con los triángulos. Estos son los tres primeros pasos esenciales para evitar un accidente. También se deben encender las luces de emergencia, que nos harán más visibles para el resto de conductores.

En el maletero del automóvil encontraremos el gato y la llave de tubo necesaria para aflojar los tornillos, así como un prolongador de la llave que nos permitirá hacer palanca. En los bajos del automóvil hay unos puntos especialmente preparados para ajustar en ellos el gato. Normalmente están situados junto a cada rueda. Si no se conoce su ubicación exacta conviene consultar el manual del vehículo.

El gato deberá situarse sobre un suelo firme y horizontal. En todo caso, conviene calzar adecuadamente las ruedas del vehículo con cuñas de madera o piedras grandes para evitar que éste pueda llegar a caer y producir importantes daños.

Para soltar las tuercas es necesario en ocasiones empujar enérgicamente con el pie sobre el prolongador de la llave con un golpe seco y enérgico. Para colocar la rueda nueva se apretarán los cuatro tornillos suavemente con la mano, después se afirmarán con la ayuda de la llave, procurando apretar todos por igual.

Una vez se haya bajado el vehículo al suelo, hay que terminar de apretar cada tornillo ayudándose, si fuera necesario, del peso del propio cuerpo. Después es aconsejable conducir con precaución hasta la gasolinera más próxima, donde se comprobará que la presión del neumático es la correcta.

Si la rueda de repuesto es de tipo "galleta", más pequeña y delgada que las demás, hay que recordar que la legislación y la propia seguridad no permiten circular a más de 80 kilómetros por hora. Además, se cambiará por una rueda normal en cuanto sea posible.

Etiquetas:

cambiar coche rueda

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones