Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Web de prensa

Web de prensa de EROSKI CONSUMER

Para resolver cualquier duda o aclarar cualquier información ponte en contacto con nosotros en los teléfonos (+0034)946211627 o (+0034)946211847 o el email info@consumer.es.


Analizados 23 de los aeropuertos españoles con mayor tránsito de pasajeros

Las comunicaciones con las ciudades y los precios de cafeterías, parkings y taxis, lo peor de nuestros aeropuertos

En más de la mitad, los horarios de los buses impiden coger el primer y último avión. Limpieza y seguridad, bien. Ya no se fuma en los aeropuertos.

CONSUMER EROSKI visitó durante el mes de febrero 23 de los aeropuertos españoles con más tránsito de pasajeros: A Coruña (Alvedro), Alicante (El Altet), Asturias (Oviedo), Barcelona (El Prat), Bilbao (Loiu), Girona (Costa Brava), Gran Canaria, Granada (Federico G. Lorca), Jerez, Madrid (Barajas), Málaga, Murcia, Palma de Mallorca, Pamplona (Noain), San Sebastián (Hondarribia), Santander, Santiago de Compostela (Lavacolla), Sevilla (San Pablo), Tenerife Sur (Reina Sofía), Valencia (Manises), Valladolid (Villanubla), Vitoria (Foronda) y Zaragoza. El estudio se inició desde las capitales más cercanas a cada aeropuerto, en las que se tomó un taxi para comprobar cuánto cuesta la carrera hasta el aeródromo. Una vez en los aeropuertos, se estudiaron decenas de aspectos agrupados en seis bloques: comunicaciones con la ciudad, estado de limpieza y mantenimiento de las instalaciones, despliegue de servicios, medidas preventivas de seguridad, posibilidades de ocio gratuito y de adecuación de las infraestructuras para usuarios con discapacidad.

La primera conclusión del estudio es que nuestros aeropuertos ofrecen en general un buen servicio a sus usuarios, si bien la conexión por carretera y el despliegue de transporte público con la capital más cercana son en la mayoría de los casos mejorables cuando no deficientes. En el 56% de los aeropuertos los horarios de funcionamiento de los buses que los unen con la ciudad los convierten en inhábiles para tomar el primer y último avión. En el "debe" de los aeropuertos hay que poner también la ausencia de una oferta de ocio gratuita (exposiciones artísticas, zonas de juego infantil, salas de TV, ordenadores o lectura... brillan por su ausencia en la inmensa mayoría de los aeropuertos: se ha apostado por el modelo de esparcimiento de los centros comerciales) y la carestía de los servicios (cafeterías y parkings) de unas instalaciones como éstas, en las que las largas e imprevisibles esperas son moneda corriente. Por un café con leche (media: 1,40 euros) se llegaron a pagar 2,80 euros (Tenerife Sur) y por un refresco (media: 2 euros) se cobró más de 2,50 euros en seis aeropuertos. Por otra parte, el trayecto medio en taxi desde el centro de la ciudad de referencia al aeropuerto representó un desembolso medio de 22,50 euros, con seis aeropuertos (Tenerife Sur, Murcia, Asturias, Las Palmas, Hondarribia-San Sebastián y Madrid T-4) por encima de los 25 euros, precios que se antojan excesivos en la actual coyuntura de abaratamiento -y consiguiente popularización- de los vuelos. Dejando a un lado el taxi, salvo en los aeropuertos de Madrid, Barcelona y Málaga (que cuentan con metro o tren), el autobús es la única posibilidad y en el de Noain (Pamplona) ni siquiera hay autobús que lo una con la capital navarra. Y si el usuario utiliza su automóvil para llegar al aeropuerto, habrá de hacer frente al coste del uso del parking, cuyo precio dista de ser económico: la media fue de 1,10 euros por hora, aunque los hay gratuitos (Hondarribia-San Sebastián, Foronda-Vitoria y Zaragoza). La tarifa de varios de los más utilizados (los dos de Madrid, los dos de Barcelona y los de Alicante y Málaga) es idéntica: 1,55 euros cada hora, 15,45 euros por día y casi 99 euros por semana. Destaca también por su carestía el de Bilbao: 1,25 euros/hora, con 12,35 euros por día y casi 80 euros por semana (estas dos últimas tarifas las comparte con Sevilla y Valencia).

En el otro lado de la balanza, tanto las medidas de seguridad y prevención como la limpieza y conservación de los aeropuertos, con pocas excepciones, se constataron como muy buenas. Asimismo, es positivo que una persona en silla de ruedas pueda desenvolverse sin problemas por los 23 aeropuertos (dependencias exteriores, interiores y aseos), aunque tres de cuatro no estaban preparados para invidentes. Y en ninguno de los aeropuertos se vio gente fumando en zonas distintas de las habilitadas para ello. Llama la atención que sólo uno de cada ocho aeropuertos contaran con zonas para fumadores.

El aeropuerto con mejor calificación global fue Barajas T-4 ("muy bien-excelente"), seguido de seis con nota de "muy bien": Alicante, Bilbao, Barajas T-1, Málaga-Pablo Picasso, Son Sant Joan-Palma de Mallorca y Santiago de Compostela. Es reseñable que ninguno de los 23 aeropuertos ha bajado del "bien" en la calificación global.

Servicios e información, mejorables

Sólo uno de cada seis aeropuertos ofrece la posibilidad de dejar las maletas en una consigna. El precio medio de este servicio rondaba los 4 euros por día. También es criticable que en uno de cada tres aeropuertos la distribución de los carritos portaequipajes fuera deficiente o que no se vieran por ningún lado. Y en información al usuario también queda mucho por mejorar: casi la mitad de los aeropuertos carecen de un mapa que informe a los usuarios en qué lugar exacto de las instalaciones se encuentran en cada momento. Además, los técnicos de esta revista buscaron en los pasillos del aeropuerto empleados que pudieran indicarles el camino hasta el punto más alejado de la terminal y acompañarles hasta donde fuera necesario. Pues bien, no encontraron personal de información en siete de los 23 aeródromos y entre el personal que colaboró (sólo uno de cada tres preguntados lo hizo) se trataba, en el 65% de los aeropuertos, de empleados del mostrador de Información (que no podían abandonar su puesto) y sólo en uno de cada tres aeropuertos acompañaron a los técnicos de la revista. El equipamiento de los aseos de los aeropuertos se calificó de adecuado en todos los casos, aunque en uno de cada cinco se percibieron olores desagradables. Ya en general, los 23 aeropuertos evidenciaron una limpieza muy satisfactoria en todas sus dependencias. Respecto a la seguridad, un aeropuerto es una infraestructura blindada en su interior pero no tan vigilada en su exterior: en uno de cada cuatro aeropuertos el parking carecía de vigilantes uniformados. Y debe mejorar la indicación sobre qué hacer en caso de emergencia: en tres de cada cuatro aeropuertos no se hallaron señales o carteles con información para situaciones de emergencia.

Lo que se estudió en los 23 aeropuertos:

  • (1). Comunicaciones al aeropuerto: se ha analizado el coste del taxi desde el centro de la ciudad, la existencia de suficiente señalización tanto a la salida de la ciudad como en las proximidades de la terminal. Se ha estudiado también si el aeropuerto está bien comunicado mediante transporte público, y si los horarios de los primeros y últimos servicios de transporte se adecuan a los de los primeros y últimos vuelos. Asimismo, se consideró la existencia de taxis en número suficiente para cubrir las llegadas de los diferentes vuelos. Aeropuertos que más deben mejorar en Comunicaciones: Murcia, Pamplona, Vitoria.
  • (2). Accesibilidad y organización: se ha analizado la adaptabilidad de cada aeropuerto para personas discapacitadas e invidentes. Se ha observado también la existencia de indicadores de dirección, de horarios, la facilidad de orientación en cada terminal (planos, paneles, información audiovisual, etc.), la existencia en número suficiente de pantallas indicadoras de salidas y llegadas, el correcto funcionamiento del sistema de megafonía y los idiomas en que se ofrece la información. Y se ha comprobado la amabilidad, atención y calidad de la información facilitada al usuario por el personal de atención al público de AENA, la existencia de buzón de sugerencias, hojas de reclamaciones (y si las facilitan sin objeción) así como folletos informativos sobre los derechos de los usuarios. Aeropuerto que más debe mejorar en Accesibilidad y organización: Tenerife Sur.
  • (3). Comodidad y ocio: se ha estudiado el número de zonas de espera y/o descanso donde sentarse y que no pertenezcan a comercios u hostelería, su número, conservación, comodidad y si están bien repartidas por el aeropuerto. Además, se ha valorado la existencia de sistemas gratuitos (exposiciones, juegos, ordenadores con acceso a Internet, prensa o revistas gratuitas, etc.) para amenizar la espera. Aeropuertos que más deben mejorar en Comodidad y oferta de ocio: Madrid T1, Murcia-San Javier ,Sevilla (S. Pablo) y Vitoria.
  • (4). Servicios del aeropuerto: se han analizado los servicios con los que cuenta: consigna, carritos portaequipajes convenientemente repartidos en lugares estratégicos, cabinas de teléfono, servicios de hotelería, comercios, servicios de correos y bancarios (cajeros automáticos), servicio de fax y fotocopias, duchas, farmacia, disposición de los aseos, alquiler de vehículos, parking, oficina de turismo, áreas de juego infantiles, capilla, fuentes, peluquería, etc. Asimismo, se ha comprobado el precio del parking, y lo que cuesta un café y un refresco en cafeterías y máquinas expendedoras. Aeropuertos que más deben mejorar en Servicios: A Coruña, Asturias, Jerez, Murcia-S. Javier, Pamplona, Tenerife Sur y Valladolid.
  • (5). Estado de limpieza y conservación de las instalaciones: se ha observado el estado higiénico, de conservación, limpieza y mantenimiento tanto del aeropuerto en general como de los aseos, y en estos últimos se ha comprobado su equipamiento. También se comprobó la existencia de papeleras (y su grado de limpieza) y si están o no preparadas para el reciclaje. La valoración de este apartado ha sido muy buena o excelente en los 23 aeropuertos estudiados.
  • (6). Seguridad en el aeropuerto: se ha comprobado si había equipos contra incendios, personal de seguridad y otros sistemas (como cámaras de video y escáner), la sensación de seguridad del aeropuerto, la correcta indicación de las salidas de emergencia, la existencia de indicaciones e instrucciones en caso de emergencia, la presencia de un servicio de asistencia sanitaria y la prohibición de fumar y su cumplimiento. La valoración de este apartado ha sido buena, muy buena o excelente en los 23 aeropuertos comparados.

Ver el informe completo

Img portada revista 20070401

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones