Las familias numerosas denuncian que las nuevas tarifas eléctricas les «penalizan»

Recuerdan que en los hogares con más de cuatro hijos las necesidades energéticas son mayores
Por EROSKI Consumer 30 de diciembre de 2005

Las nuevas tarifas eléctricas recientemente aprobadas por el Gobierno «penalizan» a las familias con más hijos, según denunció ayer la Federación Española de Familias Numerosas (FEFN), que recordó que en los hogares con más de cuatro hijos las necesidades energéticas son mayores. «Tienen que poner más lavadoras», dijo a modo de ejemplo.

La tarifa eléctrica doméstica incluye como novedad en 2006 una penalización de 1,3 céntimos por cada uno de los kilovatios/hora (kWh) que se consuman por encima de los 650 kWh al mes.

La FEFN considera «injusto» este sistema tarifario y acusó al ministro de Industria, Turismo y Comercio, José Montilla, de «engañar» cuando en varias ocasiones prometió que no se penalizaría el consumo de las grandes familias.

Resulta «paradójico que se castigue a las familias numerosas, cuando deberían ser las más protegidas y apoyadas por el Estado, como ocurre en la mayor parte de los países europeos», señaló Santiago Lago, director gerente de la FEFN.

Por ello, la Federación exige al Ejecutivo que establezca un sistema para discriminar cuándo un determinado consumo de luz se considera realmente derroche y cuándo obedece a las necesidades básicas de las familias. En este sentido, sugiere que se contabilice el consumo «per cápita», esto es, el consumo total dividido entre el número de miembros de la unidad familiar.

Contadores horarios

El Gobierno promoverá la implantación de contadores horarios a lo largo del segundo semestre de 2006 para que el consumidor doméstico de electricidad autorregule su demanda y haga un uso racional de la energía eléctrica.

Para ello, Industria ha solicitado a la Comisión Nacional de Energía (CNE) que antes del 1 de mayo de 2006 remita a la Dirección General de Política Energética y Minas un informe donde se establezca un plan de implantación de contadores horarios que permitan discriminar el consumo en diferentes periodos horarios en el sector doméstico, así como el coste asociado a los mismos en función de la curva de carga de este tipo de consumidores, con objeto de posibilitar un uso racional de la energía.

La tarifa media o de referencia para 2006 se incrementa un 4,48% sobre la de 2005, de modo que fija su valor en 7,6588 céntimos por kilovatio/hora (kWh), si bien Industria prevé aplicar en julio una subida adicional de hasta el 1,5% al objeto de compensar el déficit tarifario que registran las compañías eléctricas al ser sus ingresos regulados inferiores a sus costes de generación.