Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Las mujeres siguen sufriendo discriminación salarial en la UE, según el Ejecutivo comunitario

De media en los 27 países ganan un 15% menos que los hombres

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 18 julio de 2007
Un informe difundido hoy por la Comisión Europea mantiene que las mujeres continúan con salarios inferiores a los hombres en la Unión Europea y no hay signos que avancen una posible mejoría. Las principales razones que explican esta situación son la maternidad, su concentración en pocos sectores laborales y la dificultad para lograr ascensos.

De esta forma, las mujeres de los 27 países ganan un 15% menos que los hombres, frente al 17% en 1995, lo que demuestra pocos avances en lo que se refiere a la discriminación sexual en el mercado laboral. "No hay nada que indique que esta brecha se esté estrechando de forma significativa", según se asegura en este informe. Y ello a pesar de que las mujeres estén mejor preparadas en general que los hombres, ya que casi el 60% de los licenciados universitarios son del género femenino. Las mujeres tienen más dificultades para conseguir puestos destacados aunque estén preparadas para ellos. Además hay menos trabajadoras en los campos más valorados como tecnología, ingeniería y ciencia, según este trabajo.

Las mujeres tienden además a encontrar puestos peor pagados, principalmente como funcionarias, educadoras, en sanidad, trabajo social como dependientas. Otro obstáculo se encuentra en que la mayoría de las mujeres asumen responsabilidades familiares. "El hecho de tener un hijo reduce permanentemente el empleo de las mujeres pero no el de los hombres. Como resultado, las mujeres tienen carreras más desordenadas, que son más cortas y como resultado cobran menos", asegura el documento.

Chipre y Estonia, con un 25% de diferencias, son los países con mayores contrastes, mientras que en Alemania se sitúan en el 22%. En España la brecha se sitúa en el 13%, un 2% menos que en la media de la UE (15%). Por todo ello, Bruselas quiere impulsar la igualdad salarial como un requisito para que las empresas obtengan contratos públicos y pedirá a los países que establezcan objetivos y plazos para avanzar en esta materia.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones