Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Una empresa de calderas de gas revisará los aparatos de cerca de 60.000 familias españolas

Se detectó un exceso de potencia en la quema del combustible que provocaba mayor consumo del indicado

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: jueves 6 septiembre de 2001
Cerca de 60.000 familias en toda España, que compraron calderas de gas de agua caliente y calefacción de la marca Vaillant entre 1991 y 1995, han sido avisadas por esta empresa para revisar sus quemadores de forma preventiva. Gracias a los test de mantenimiento, la firma ha detectado un exceso de potencia en la quema del gas natural utilizado como combustible en algunos de estos aparatos y por lo tanto un consumo mayor del indicado.

Las calderas con defecto suponen en realidad entre un 13% y un 15% del total de las que serán revisadas, según los cálculos de la empresa. La anomalía "puede llegar a ser peligrosa en determinadas circunstancias al aumentar el volumen de los productos de combustión", según Vaillant. Así, podría provocar una más rápida intoxicación por monóxido de carbono si se juntan otros fallos circunstanciales como la obstrucción de la rejilla de seguridad o problemas en la salida de gases. Si el aparato está instalado al aire libre, el peligro sería nulo.

Vaillant se ha puesto en comunicación mediante una carta con todas las familias afectadas que constan en sus archivos para que llamen a sus servicios técnicos que realizarán de forma gratuita la inspección y la reparación. "Es una medida preventiva porque la anomalía nunca podría producir un accidente si se siguen las medidas de seguridad mínimas como no obstruir las rejillas de ventilación o colocar la caldera en un espacio abierto", explicó el director técnico de la empresa, Jaime Muñoz. "En caso de siniestro la diferencia entre una caldera defectuosa y otra normal es que en el primer caso la intoxicación por monóxido se produciría de forma más rápida", añadió Muñoz.

Hasta el momento, solamente un 18% de los consumidores afectados ha solicitado información a la empresa que ha puesto un teléfono, el 902240724, a disposición de los interesados. En él se les indican los cinco modelos en los que se ha detectado el fallo en el quemador y los pasos que hay que seguir para la inspección.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones