Un total de 55 países presentan ante la ONU sus objetivos voluntarios de reducción de gases de efecto invernadero

Las naciones que han presentado sus compromisos, entre ellas China, Estados Unidos y las europeas, suponen el 78% de las emisiones globales
Por EROSKI Consumer 3 de febrero de 2010

La Convención de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) sobre Cambio Climático informó que un total de 55 países, entre ellos China, Estados Unidos y los europeos, ya han presentado sus objetivos voluntarios de reducción o desviación de sus emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) dentro del plazo fijado en diciembre y que expiraba el 31 de enero. Estos 55 países suponen el 78% de las emisiones globales, indicó.

«Esto representa un importante estímulo de las conversaciones sobre cambio climático de la ONU», dijo el secretario de la convención, Yvo de Boer, sobre estos objetivos fijados de cara a 2020. «Se requiere una gran ambición para hacer frente a la magnitud del reto», añadió. «Veo estas promesas como señales claras de voluntad para dirigir las negociaciones hacia una conclusión de éxito», apuntó. México será la sede de una nueva cumbre sobre clima en noviembre o diciembre del presente año.

El Acuerdo de Copenhague, alcanzado en la Cumbre del Clima en diciembre, es un pacto voluntario al que pueden adherirse aquellos países que lo deseen y que fija como objetivo limitar el aumento de la temperatura media mundial a dos grados como máximo por encima de los niveles de la era preindustrial, así como donar 100.000 millones de dólares a los países en desarrollo para afrontar el cambio climático.

Los países desarrollados que han presentado compromisos de reducción en 2020, muchos de ellos condicionados a la consecución de un tratado internacional, son Australia (entre un 5% y un 25% respecto a los niveles de 2000), Canadá (17% respecto a 2005), Croacia (5% respecto a 1990) y los países de la Unión Europea (entre un 20% y un 30% respecto a los niveles de 1999). También han presentado sus compromisos Japón (25% respecto a 1990), Kazajstán (15% respecto a 1992), Nueva Zelanda (entre un 10% y un 20% respecto a 1990), Noruega (entre un 30% y un 40% respecto a 1990), Rusia (entre un 15% y un 25% respecto a 1990) y Estados Unidos (17% respecto a 2005).

Además, han presentado desviaciones del crecimiento de sus emisiones en esa misma fecha Brasil, China, Costa Rica, Etiopía, Georgia, India, Indonesia, Israel, Jordania, Macedonia, Madagascar, Maldivas, Islas Marsahall, Moldavia, Marruecos, República del Congo, Republica de Corea, Singapur, Sierra Leona y Sudáfrica.