Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

Consiguen por primera vez producir óvulos in vitro a partir de células madre embrionarias

Se creía imposible que estas células, una vez extraídas del organismo, pudieran originar espermatozoides u óvulos

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 2 mayo de 2003
Investigadores estadounidenses han logrado crear por primera vez células sexuales en laboratorio a partir de células madre extraídas de embriones. Los autores de este estudio detallan hoy que células madre embrionarias de ratón se transformaron espontáneamente, sin ayuda de factores de trascripción o de crecimiento, en óvulos que luego se dividieron hasta generar estructuras celulares muy similares a embriones en fases iniciales de desarrollo. Los resultados de este trabajo, coordinado por Hans R. Schöler, de la Universidad de Pensilvania, también demuestran por primera vez que las células madre embrionarias retienen in vitro su capacidad totipotente, pudiendo convertirse en todas las células de tejidos y órganos adultos, incluidos gametos (las células sexuales).

Este experimento, acometido con un método muy sencillo, ha proporcionado resultados de interpretación compleja, pero de indudable relevancia científica. Especialmente porque hasta ahora se creía imposible que las células madre, una vez extraídas del organismo de un mamífero, pudieran originar espermatozoides u óvulos. Schöler, un especialista en medicina reproductiva, utilizó cultivos con grandes cantidades de células madre embrionarias de ratón y detectó que, sin necesidad de ningún tipo de molécula, muchas se transformaron espontáneamente en óvulos, lo que pudo verificar con ayuda de un gen marcador llamado Oct4 (produce una proteína fluorescente).

Al cabo de 16 días, algunos de esos ovocitos entraron en fase de división, produciendo proteínas que habitualmente generan esas células sexuales en su división. Y a los 40 días surgieron estructuras similares a los folículos que rodean a los óvulos. Finalmente, al cabo de otros tres días, formaron un embrión de 16 células sin necesidad de fecundarlos con espermatozoides, sino a través de un proceso de división natural llamado partenogénesis.

Fecundar los ovocitos

Algunos investigadores ajenos a este trabajo han reaccionado con cautela. Alan Spradling, del Instituto Carnagie, en Washington, afirmó que los ovocitos obtenidos en laboratorio podrían no ser exactamente como los naturales, ya que éstos necesitan de una compleja relación con las células circundantes para desarrollarse de forma adecuada. Azim Surani, del Instituto Wellcome Trust, añadió que el grupo de Pensilvania debe demostrar que esos ovocitos obtenidos a partir de células madre pueden ser fertilizados y producir un embrión viable.

Schöler y sus colaboradores pretenden precisamente ahora comprobar con nuevos experimentos si esos ovocitos obtenidos en laboratorio pueden ser fecundados. "Nos gustaría utilizar estos ovocitos como base para trabajar en clonación terapéutica y esperamos que pronto nuestros resultados obtenidos con células madre de ratón puedan repetirse con células madre humanas", asevera este investigador.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones