Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud y psicología

Un estudio demuestra que la sensación cutánea puede recuperarse en personas con prótesis

El experimento consistió en conectar nervios de las extremidades perdidas a músculos del pecho

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: jueves 29 noviembre de 2007
La revista "Proceedings of the National Academy of Sciences" informó ayer en un artículo que la sensación cutánea fue recuperada por dos personas con prótesis de brazo cuando los nervios que conservaban de las extremidades perdidas fueron conectados a músculos del pecho. Ambos pacientes percibieron sensaciones indirectas mediante ese procedimiento, según este trabajo.

El hallazgo podría ayudar a que las personas que emplean prótesis puedan usarlas en tareas que requieren más precisión y sensibilidad, según afirmó el equipo de científicos, integrado por ingenieros y terapeutas físicos del Instituto de Rehabilitación en Chicago y los departamentos de Terapia Física y de Ingeniería Biomédica en la Universidad Northwestern (Michigan).

El artículo, editado por John Kaas de la Universidad Vanderbilt, de Nashville, afirma que las personas que han sufrido una amputación no tienen sentido del tacto en sus manos artificiales, lo cual limita el uso de tales prótesis. "Hemos desarrollado una técnica que transfiere los nervios restantes del brazo, después de la amputación, a los músculos del pecho", explica el texto. "Cuando se toca esta piel la persona percibe que se le toca en su extremidad perdida", añade.

El experimento contó con la participación de un hombre de 54 años de edad que había perdido ambos brazos a la altura del hombro debido a quemaduras eléctricas y de una mujer de 24 años a quien se le había amputado el brazo izquierdo tras un accidente. En el caso del primer paciente, nueve meses después de las lesiones desarrolló sensaciones referidas a la extremidad perdida, cuando se le tocaba en el pecho", detalla el artículo. Por lo que se refiera a la mujer, en cuatro meses su pecho desarrolló una sensación al tacto referida a regiones de la mano y la muñeca", agrega.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones