Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Solidaridad

Los supervivientes del terremoto de Bam continúan viviendo en tiendas de campaña dos meses después

Las ONG's calculan que unas 210.000 personas requerirán ayuda durante los ocho primeros meses del año

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: lunes 1 marzo de 2004
El pasado 26 de diciembre, un terrible terremoto acabó con la vida de más de 40.000 personas y unas 100.000 quedaron sin hogar en la ciudad iraní de Bam. Dos meses después del seísmo, los supervivientes continúan viviendo en tiendas de campaña, mientras aún quedan muchas lagunas pendientes en torno a la reconstrucción, según la agencia de noticias de Naciones Unidas, IRIN.

"La mayoría de la gente continúa viviendo en tiendas", indicó un responsable del Programa de Desarrollo de Naciones Unidas (PDNU), Sudi Ahmadzadeh, que añadió que más de la mitad de los supervivientes viven cerca de sus antiguas casas, mientras que otros ya fueron trasladados a campos organizados.

Actualmente hay 18 campos con tiendas en Bam, todos llenos, en los que se ofrecen todos los servicios necesarios para la supervivencia de sus habitantes, apuntó el mismo responsable. Por el momento no se ha planeado la construcción de nuevos campos y los nuevos alojamientos se realizarán en tiendas adicionales.

Ayuda internacional

En los días posteriores al terremoto, el subsecretario general para Asuntos Humanitarios de Naciones Unidas, Jan Egeland, pidió a la comunidad internacional que comprometiera en un plazo de 90 días ayudas por 30 millones de dólares para la ONU y unos 40 millones para la Federación Internacional de la Cruz Roja y la Media Luna Roja.

Por su parte, el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) advirtió en enero de que "los habitantes de Bam necesitan de inmediato cobijo adecuado", además de "alimentos, servicios de salud y saneamiento" para evitar el riesgo de epidemias.

Las organizaciones humanitarias internacionales calculan que unas 210.000 personas requerirán ayuda durante los ocho primeros meses del año. Además, la Cruz Roja estima que unas 75.000 han perdido todos sus bienes en el terremoto y cerca de 1.850 niños se han quedado solos.

Las ONG´s denuncian además que un alto porcentaje de la ayuda humanitaria internacional no llega a las víctimas a causa de la corrupción y de la ineficacia de las autoridades del país.

Nuevos refugios

A pesar de que continúan los esfuerzos para levantar refugios semipermanentes, las autoridades aún no han decidido cuánta gente será alojada en ellos, según IRIN. "Algunas de las personas estarán en campos (con refugios semipermanentes) y otras no. Aún no han decidido cuántos de éstos (campos de acogida) habrá", sostuvo Ahmadzadeh.

El Gobierno ya ha identificado algunas zonas apropiadas para la construcción de refugios, pero por el momento los trabajos avanzan despacio y aún se están levantando casas prefabricadas, a las que tan sólo un pequeño número de personas ha podido desplazarse hasta el momento.

La reconstrucción se está viendo afectada por la gran cantidad de escombros aún presentes en la zona. "Los escombros se retiran muy lentamente y no vemos una especial limpieza", subrayó el miembro del PDNU. "Esto sólo necesita mucha maquinaria, pero el Gobierno no tiene suficiente para trabajar rápido, así que aún hay muchos (escombros) en la ciudad", explicó.

Según la ONU, unas 25.000 casas fueron destruidas en la ciudad, mientras que otras 24.000 resultaron dañadas en las zonas rurales. Algunos informes consideran que la reconstrucción de la ciudad puede requerir al menos dos años.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones