Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Nuevas tecnologías > Hardware

Accesorios para las tabletas

Multitud de complementos dan a las tabletas mayor ergonomía, seguridad y nuevos usos

Frente a las ventajas
evidentes que por
sus dimensiones suponen las tabletas en movilidad y ocio, se oponen
determinados inconvenientes, como lo poco cómodas que resultan para
escribir y mantener a la vez el cuerpo en una posición correcta, la
imprecisión de sus teclados táctiles, su falta de soportes y de un
disco duro amplio o su fragilidad ante golpes y caídas. Para
solucionar estos problemas, se ha desarrollado una industria de accesorios a su alrededor, que las acerca a las capacidades de los ordenadores portátiles.

La ergonomía, la seguridad o el consumo energético son algunos de los flancos débiles de las tabletas

Steve Jobs, CEO y fundador
de Apple, además de autor intelectual de aparatos tan exitosos como el iPhone y el iPad,
señaló, en referencia a la salida de este último, que con él “se
inauguraba la era post PC”. Las palabras de Jobs estuvieron
rodeadas de un coro de silencio mediático, ya que no quedaba nada
claro a qué se refería: ¿al fin del ordenador tal como lo
conocemos? ¿al fin de los portátiles? ¿de los discos duros? Las
interpretaciones han sido numerosas desde entonces. Algunas apuntan
a que las tabletas sustituirán a los portátiles, otras hablan de
que las funciones de ocio digital han salido por fin del ordenador
para tener su aparato específico, mientras que las últimas teorías
apuntan a que Jobs quiso decir que, a partir de las tabletas, las funciones del ordenador descansarían
en las aplicaciones en red, en lugar de hacerlo en el disco duro.

De momento, todas ellas le
dan un poco
la razón, pero ninguna se ha impuesto sobre las demás. Sea como
fuere, las tabletas más populares, sobre todo iPad 2 y Galaxy Tab,
aumentan sus ventas día a día, mientras que la compra de
ordenadores, sobre todo portátiles, comienza a menguar. ¿Llegarán
a fundirse ambas concepciones tecnológicas en una sola? Es posible
que sí, siempre gracias a una serie de accesorios cada día más
numerosos y disponibles en el mercado, que intentan cubrir los
flancos donde las tabletas son más débiles: la ergonomía, la
seguridad, la protección de los datos, las capacidades ofimáticas,
el consumo energético, etc.

Fundas protectoras

El primer aspecto que se debe tener
en cuenta en
una tableta recién adquirida es su protección frente a golpes,
caídas y arañazos. Son dispositivos bastante
caros y, a la vez, con una superficie de cristal muy amplia y frágil. Una mala caída o un roce puede implicar su inutilización
parcial o total. Lo más sensato es acompañar la compra del equipo
con la contratación de un seguro
tecnológico
, pero además es necesario comprar una funda que los proteja.

Tanto en el caso de iPad
como en Galaxy
Tab, los propios fabricantes han diseñado fundas especiales, que se compran por separado. Para el iPad 2, Apple propone la “smart-cover“,
una funda frontal plegable sobre sí misma en planchas,
confeccionada con plástico o piel por la parte exterior y con gamuza,
por la parte en contacto con la pantalla. Al plegarse por completo,
queda una forma de triángulo que sirve como soporte para que el iPad
quede inclinado sobre una superficie plana y facilite así la
lectura. Su precio es de 39 dólares, 69 si es de piel. La
funda de Samsung
para Galaxy Tab tiene un diseño más clásico,
aunque también permite plegarse para actuar de soporte. Su precio es
de 35 dólares.

El primer aspecto que se debe tener en cuenta en una tableta recién adquirida es su protección frente a golpes, caídas y arañazos

Más allá de las propuestas
oficiales
hay otras que destacan por su diseño o por aportar algún otro valor
añadido. La empresa iChair
diseñó para iPad
un tipo de funda de plástico que protegía el
dispositivo contra caídas, además de dotarle de una pestaña que le
permitía usarlo como atril, como marco digital o bien de soporte
para ver vídeos con comodidad. La empresa Voltaic Systems,
especializada en placas solares portátiles, ha
diseñado una funda en forma de mochila
que se lleva a la
espalda,
de modo que las placas solares queden expuestas y se asegura una carga
solar de la batería, a la vez que se
protege a la tableta de golpes. La empresa Gorilamobile, dedicada a protectores
de aparatos móviles, también ha desarrollado su
propuesta
para iPad, denominada Ori.

Estaciones soporte y teclados

Otro accesorio que puede
resultar
interesante para determinadas tareas son las estaciones soporte. A
diferencia de los soportes normales y las fundas, su función no es
solo la de mantener la tableta erguida o inclinada, sino
dotarla de altavoces, carga eléctrica o mando a distancia
inalámbrico. En esta dirección se llevó a cabo el
desarrollo de la empresa noruega EllipticLabs
, presentado
en la feria CES en Las Vegas el pasado mes de febrero. Cuando esté
disponible comercialmente permitirá, además de sostener la tableta
iPad, interactuar con su pantalla táctil a distancia, aunque corta,
sin tocarla y mediante un sistema de ultrasonidos.

Otra alternativa es la
estación de la empresa WowWee, Cinemin
Slice
, que además de contar con altavoces y carga de batería
permite que la imagen de la pantalla se proyecte a una pared ubicada a tres
metros, en una superficie equivalente a un televisor de 60
pulgadas. Para ello, utiliza un picoproyector que emite la imagen a través de un adaptador VGA. Cinemin Slice tiene un precio de 429 dólares,
aunque solo se vende en Canadá y en Estados Unidos. Samsung vende un
soporte para automóvil, que permite cargarlo y el manejo táctil de
la tableta Galaxy Tab, por 55 euros.

Pero quizá uno de los
aspectos más
requeridos por los usuarios sea poder convertir la tableta en algo
parecido a un ordenador portátil, esto es, dotarla de teclado. Para
Galaxy Tab se ha diseñado un modelo de teclado adjunto a una estación
soporte, que cuesta 80 euros. Para iPad se ofrecen diferentes
alternativas, como la funda
con soporte y teclado KeyCase
, que permite convertir en menos
de un minuto la tableta en un portátil con teclado QWERTY. Su precio
es de 75 euros. Otra opción es el teclado
inalámbrico plegable Jorno
, que funciona por Bluetooth y se
puede plegar sobre sí mismo hasta caber en un bolsillo.

Discos duros y baterías

La esencia misma de las
tabletas, su
ligereza, es de por sí un factor limitante para ampliar la
capacidad de su memoria. Cuanto mayor sea el disco duro, más peso
tendrán y más difícil será moverlas de un sitio a otro. Por lo
tanto, solo se puede aumentar su potencia a base de discos duros
externos que, además, se puedan llevar en cualquier bolsillo. La
empresa Kingston planea
lanzar un disco duro externo para iPad
de tamaño reducido, con
capacidad para 16 o 32 gigabytes, a precios de 75 y 150
euros, respectivamente.

En el apartado de baterías
externas
que se puedan llevar encima y conectar cuando se acabe la de la
tableta para recargarla, hay diferentes propuestas. Una de ellas es
Juice
Pack PowerStation
, del fabricante Morphie, que también sirve
para el iPhone 4. Para terminar, el líder en alta fidelidad Bang and
Olufsen propone los altavoces
para iPad Beosound
, aunque por el astronómico precio de 4.600 euros.

RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones