Nace en Inglaterra un bebé engendrado con esperma adquirido por Internet

Otras 19 mujeres que han empleado este mismo sistema están embarazadas
Por mediatrader 20 de agosto de 2003

Ayer nació en el Reino Unido el primer bebé engendrado con esperma adquirido por Internet, lo que ha motivado las críticas de diferentes asociaciones británicas. «ManNotIncluded.com» es la página a través de la cual los padres de este niño adquirieron el esperma y que pronto se extenderá a España.

El fundador del sitio, John González, aseguró que la madre del bebé se encuentra en perfecto estado. «Estamos muy contentos por la fantástica noticia del nacimiento del primer bebé engendrado gracias a nuestro revolucionario servicio», señaló.

Los padres, que residen en el sureste de Inglaterra, han querido preservar su anonimato, precisó González, quien notificó que, en las próximas dos semanas, nacerá otro bebé con el esperma comprado en este sitio por dos mujeres homosexuales. Además, adelantó que otras 19 mujeres -tanto de parejas homosexuales como solas- que utilizaron los servicios de esta página web están embarazadas. La página, que se creó hace un año, ya tiene 5.000 donantes anónimos. Si una pareja quiere registrarse, lo primero que debe hacer es pagar 1.162 euros, tras lo cual puede acceder a la base de datos de donantes, en la que hay que escoger a tres.

Entonces se reúnen con un consejero que les comenta los rasgos físicos y la personalidad de los tres seleccionados para que elijan a uno. Por cada aportación de esperma, el donante recibe entre 70 y 140 euros.

Críticas

Pero el método ha recibido numerosas críticas de los que lo consideran poco seguro y que se aprovecha de personas desesperadas por ser padres. Así, la Autoridad Británica de Fertilización Humana y de Embriología (HFEA) ha aconsejado a las mujeres que emplean el esperma adquirido por Internet que se aseguren de que éste cumple los requisitos imprescindibles. «Estos sitios no están reconocidos por la HFEA y no están controlados por ninguna reglamentación», aclaró Suzi Leather, presidenta de esta asociación.

Para la Alianza de Ética en la Medicina, esta web es un «grave abuso» y supone una «comercialización de la fertilidad», por lo que ha pedido su prohibición inmediata.

Por su parte, la organización «Pro-Life» ha recordado el derecho de un niño a «conocer a sus padre biológicos» y ha dicho que esta «compra-venta» se parece más a «la reproducción de animales de corral que a la de un bebé».