Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Bebé

Secciones dentro de este canal: Bebé


Estás en la siguiente localización: Portada > Bebé > Niños > Más de 4 años

Tipos de contenidos: Bebé

^

¿En qué etapa te encuentras?

Embarazo: Síntomas

Todo lo necesario para viajar al extranjero con niños en Semana Santa

Prestar atención a la documentación de los niños, las vacunas y otros detalles de la planificación del viaje es fundamental para evitar contratiempos y problemas

Imagen: FamVeldman

Viajar con niños al extranjero exige algunos preparativos y precauciones especiales. Por un lado, llevar toda la documentación necesaria, la cual depende del destino elegido: aunque el viaje sea dentro de Europa, conviene informarse bien acerca de los requisitos para el acceso a países y vuelos. Y por otro, tener actualizado el calendario de vacunación de los pequeños y tomar las medidas de seguridad que requieran las condiciones de la región que se ha de visitar. Este artículo detalla las claves de la documentación y las vacunas necesarias y explica también otras cuestiones que se deben planificar antes de un viaje con menores de edad a otro país.

Viajes con niños a otros países: preparativos y precauciones

Cada Semana Santa es una estupenda ocasión para viajar y, de esa forma, conocer sitios nuevos, visitar a familiares y amigos o simplemente cambiar de aire y cargar pilas para afrontar la primavera. Cuando el viaje es al extranjero y se realiza con niños, hay una serie de cuestiones que es importante tener en cuenta para evitar problemas y contratiempos: las que están relacionadas con la documentación necesaria, las precauciones sanitarias y otros preparativos. Se detallan a continuación.

1. Documentación

Dentro de la Unión Europea (UE), los niños pueden viajar con el DNI o el pasaporte. En los países correspondientes al espacio Schengen incluso no son necesarios esos documentos (cuya tramitación en España no es obligatoria hasta los 14 años), si los menores viajan con sus padres, siempre que estos cuenten con los papeles necesarios para comprobar el parentesco, como el libro de familia o la partida de nacimiento.

Imagen: CONSUMER EROSKI

Pero no todos los países de la UE pertenecen a la zona Schengen. Bulgaria, Chipre, Croacia, Irlanda, Reino Unido y Rumanía son parte de la UE pero no del área Schengen, por lo cual sus controles pueden exigir el DNI o el pasaporte de los niños. En los países que no están dentro de la UE y sí en el espacio Schengen (Islandia, Noruega, Suiza y Liechtenstein), se aplica lo descrito en el primer párrafo.

Sin embargo, en algunos países que forman parte de la UE y de la zona Schengen, como Portugal, el DNI de los menores es obligatorio, incluso aunque viajen con sus padres. Y muchas aerolíneas también lo exigen en sus vuelos.

Si el destino está fuera de Europa, llevar el pasaporte se torna imprescindible. En ciertos casos, además, es necesaria la obtención de un visado. También en este sentido, conviene hacer todas las averiguaciones pertinentes en función del destino que se ha de visitar.

El Ministerio de Asuntos Exteriores recomienda, en los casos en que el pequeño viaje acompañado por uno de sus padres, o con terceras personas, o solo, llevar a mano la autorización expresa del progenitor ausente, o de ambos padres, o de quien ejerza la patria potestad, según corresponda. Y lo mismo con la documentación que pruebe la filiación o la patria potestad.

2. Vacunas y otras precauciones

El Comité Asesor de Vacunas de la Asociación Española de Pediatría dedica un espacio muy importante a la vacunación del "niño viajero". Señala que de los más de 1.100 millones de viajeros internacionales que hubo en 2014, el 7% fueron menores, es decir, una cifra cercana a los 80 millones. Y enumera una serie de recomendaciones para los niños que realizan un viaje al extranjero, en particular a países donde existe un mayor riesgo de adquirir enfermedades infecciosas. Los principales consejos son:

  • Acudir a la consulta del pediatra entre cuatro y seis semanas antes de iniciar el viaje.
  • Tener el calendario de vacunación actualizado.
  • Informarse de si el país de destino exige la aplicación de vacunas, como la que previene la fiebre amarilla, la antimeningocócica o la antipoliomielítica.
  • Precaverse de manera especial ante las enfermedades que se transmiten a través del agua y los mosquitos.
  • Si puede evitarse, indican los especialistas del Comité, los menores de dos años no deben viajar a países con riesgo de enfermedades tropicales.

La web del Ministerio de Sanidad posee un apartado especial, titulado "La salud también viaja", con consejos e información detallada acerca de los centros de vacunación internacional y otras cuestiones relacionadas con estos temas.

3. Otras cuestiones que se deben planificar

Un viaje al extranjero con niños se debe planificar con cuidado, pues hay muchos detalles que pueden pasar inadvertidos y provocar luego más de un dolor de cabeza.

En primer lugar, hay que preparar la maleta del pequeño con mucho cuidado de que no falte nada importante: productos de higiene, pañales, ropa, juguetes, etc.

Es importante también -si el medio de transporte elegido es el tren o el avión- avisar con antelación de que se viaja con menores, sobre todo si son muy pequeños, y lo mismo en los sitios de alojamiento. De este modo se pueden evitar problemas e incluso, en ocasiones, acceder a beneficios como ubicaciones especiales, comida apropiada o camas supletorias.

Algo que puede resultar de gran ayuda es prever posibles contratiempos. Algunas posibilidades son: llevar juguetes y pensar juegos y otros planes para entretener a los niños en el caso de vuelos retrasados o cancelados o mal clima en el lugar de destino -lo cual obligue a pasar mucho tiempo en espacios interiores-; contar con alternativas para acondicionar el sitio donde el pequeño tendrá que cumplir con sus necesidades esenciales (dormir, comer, bañarse, etc.), etc.

Y una última consideración: elegir destinos apropiados para los niños, en función de su edad, la época del año y la cantidad de días que se tengan. Si se trata de bebés o niños pequeños, lo más conveniente es elegir un destino más cercano y procurarse de paciencia para esperar a que sean algo más mayores para viajes más largos o destinos que representen mayores retos.


RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto