Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Economía


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Servicios y hogar

Tipos de contenidos: Economía

Feliz Navidad - Consumer 2018
^

Claves para ahorrar: Planes Renove 2011

Conviene conocer los plazos y las ayudas que presta cada comunidad autónoma antes de adquirir equipamiento eficiente

Uno de los principales problemas actuales es la contaminación generada por el excesivo consumo energético en los países desarrollados. Aunque son las industrias las grandes responsables de la emisión de gases nocivos para el medio ambiente, los particulares también contribuyen a hacer de la Tierra un lugar poco saludable. Para ayudar en la medida de lo posible a reducir el consumo de energía, los Planes Renove en sus distintas modalidades ofrecen incentivos económicos a los ciudadanos con el fin de que adquieran equipamientos menos contaminantes. Beneficiarse de ellos es sencillo si se conocen los plazos y las ayudas que presta cada comunidad autónoma antes de adquirir un equipamiento eficiente.

Ahorro y eficiencia

Los Planes Renove forman parte de una serie de medidas más amplias que constituyen el Plan de Acción de la Estrategia de Ahorro y Eficiencia Energética para España. Dentro del equipamiento doméstico, esta línea de ayudas subvenciona la compra de electrodomésticos, calderas y equipos de aire acondicionado. También hay incentivos para la sustitución de ventanas, cubiertas, fachadas y ascensores por elementos que reduzcan la energía utilizada, y para el cambio de neumáticos por otros más respetuosos con el medio ambiente.

Desde la implantación de los Planes Renove en el año 2006, se han sustituido 3.120.000 electrodomésticos

Cada año, el Ministerio de Industria, a través del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), transfiere fondos a las comunidades autónomas para que apliquen los diferentes Planes Renove. Es conveniente consultar qué subvenciones hay y los plazos en que se aplican antes de adquirir un electrodoméstico o proceder a la reforma del edificio. Aunque las medidas son muy similares, en cada región puede haber variaciones en la cuantía de la ayuda o en el periodo del año en que se aplican.

Según informa el IDAE, desde la implantación de los Planes Renove en el año 2006, se han sustituido 3.120.000 electrodomésticos, además de otros equipos, como ascensores o calderas. Así se ha conseguido un ahorro anual en energía equivalente al consumo de 700.000 hogares españoles.

Plan Renove 2011 para el equipamiento doméstico

  • Electrodomésticos: el 13% de la energía que se consume en el hogar corresponde a los electrodomésticos. Para reducir este porcentaje, el Plan Renove facilita la adquisición de equipos más eficientes. Propone incentivos para comprar hornos, frigoríficos, congeladores, combis, lavadoras, lavavajillas y cocinas, por lo general de clase A o superiores.

    Como se intenta retirar artículos cuyo uso es más contaminante, hay que deshacerse de un aparato viejo para optar a la subvención. Al adquirir uno de estos electrodomésticos, el ciudadano ha de entregar otro de menos eficiencia para recibir la ayuda. El establecimiento adherido en el que se realiza la compra es el encargado de llevarse el antiguo y lo hace de manera gratuita. El descuento en el producto se realiza en el momento de la venta.

    Las ayudas oscilan entre 50 y 125 euros, en función del electrodoméstico que se vaya a sustituir. En general, aunque puede cambiar según la comunidad donde se aplique, se reciben 85 euros por el horno, hasta 125 por el frigorífico y por el congelador, y 105 por la lavadora, el lavavajillas, la secadora y la placa de inducción total en la cocina.

    Hay que tener en cuenta que un equipo de alta eficiencia consume menos de la mitad de la energía que uno poco eficiente, como son los etiquetados con la letra D. Aunque los electrodomésticos de clase A o superiores son algo más caros, con la subvención y el ahorro en la factura de la luz, en poco tiempo se amortiza su compra.

  • Calderas: la mayor parte del consumo de energía en los hogares, el 67%, procede de las calderas. Cambiar una poco eficiente por otra de alto rendimiento puede suponer un ahorro de energía térmica equivalente a 100 euros por familia al año.

    Para incentivar la desaparición de los calentadores que gastan más, el Plan Renove concede una media de 300 euros para la sustitución de calderas individuales poco eficientes por calderas de baja temperatura o de condensación que funcionen con gas natural o gasóleo.

    Por lo general, basta con comprar un modelo de caldera subvencionable y dirigirse a una empresa instaladora adherida a esta línea de ayudas, donde harán los trámites necesarios para que el ciudadano pueda recibir la subvención, que se hará efectiva mediante una transferencia bancaria.

  • Aire acondicionado: la ayuda para las familias que sustituyan sus viejos equipos de aire acondicionado por otros eficientes alcanza 500 euros, aunque varía según la región donde se aplique el plan. En Andalucía llegan a 400 euros por cada climatizador que se compre y en Valencia se pueden obtener hasta 500 en la sustitución. Según señalan desde el IDAE, los hogares que cuenten con los nuevos equipos conseguirán ahorrar cada año hasta el 19% de energía en la factura correspondiente a la climatización.

    Hay subvenciones para los aparatos compactos refrigeradores por aire o agua de clasificación energética A en equipos solo de frío o en aquellos que también lleven bomba de calor. También para los equipos divididos con una o más unidades interiores, como los split, multisplit o bomba de calor partida, refrigerados por agua o por aire. Antes de adquirirlos, conviene consultar las marcas y modelos subvencionables y conocer los plazos en que cada comunidad aplica el Plan Renove. Hay que tener en cuenta que no están vigentes a lo largo de todo el año, sino durante unos meses determinados, y la subvención desaparece cuando finaliza el plazo o en el momento en que se agotan los fondos destinados a este programa.

Plan Renove 2011 para edificios de viviendas

  • Ventanas: una gran parte del calor en invierno y del frío en verano se escapa de las casas a través del acristalamiento exterior y esto hace que se dispare el consumo de calefacción en los meses más fríos y de aire acondicionado en verano. Para que esto no ocurra, el Plan Renove subvenciona la sustitución de las viejas ventanas por otras nuevas, con ayudas que cubren entre el 22% y el 35% del coste de la obra.

    La cuantía y los elementos subvencionables pueden variar en cada región. En el caso de la comunidad de Madrid, se subvenciona la sustitución de acristalamientos, ventanas en su conjunto y la instalación de dobles ventanas en edificios y viviendas, siempre que los nuevos cristales dobles sean de aislamiento térmico reforzado.

    Cuando se sustituyen las ventanas (cristales y marcos) o se instalan dobles ventanas, el descuento será de 110 euros por metro cuadrado y de 24 euros por metro cuadrado, si solo se cambian los cristales. La subvención será como máximo de 10.000 euros por vivienda unifamiliar y 300.000 euros por cada edificio de viviendas en bloque.

  • Fachadas y cubiertas: aislar las fachadas y las cubiertas de los edificios también proporciona un gran ahorro en la factura energética, por lo que una partida del presupuesto de los Planes Renove también va dirigida a la mejora de estos elementos.

    Las subvenciones se destinan a la renovación de fachadas exteriores, medianeras u otros muros, de las cubiertas, suelos y forjados y a la realización de auditorías energéticas de la envolvente térmica.

    Castilla y León ha entregado este año ayudas de entre 13,2 y 30 euros por metro cuadrado que se reforme en fachadas exteriores medianeras y otros muros, suelos y forjados, con hasta el 72% del coste de las auditorías energéticas.

  • Ascensores: según los datos del IDAE, en una comunidad de vecinos, el consumo anual de energía eléctrica debido al uso del elevador puede suponer unos 7.000 kWh. El Plan Renove concede ayudas de hasta 3.300 euros por ascensor, con el requisito de que la mejora del servicio suponga una reducción del consumo de energía de al menos un 35% y que esta cantidad no supere el 35% del presupuesto.

    Es habitual que las ayudas vayan dirigidas a disminuir el gasto en iluminación y tracción, así como a la optimización de las llamadas del ascensor por sistemas más eficientes. Por lo general, la subvención se solicita a través de las empresas de mantenimiento de ascensores adheridas al plan. De forma orientativa, los descuentos se sitúan en torno a los 600 euros en los sistemas de iluminación y en los de detección de personas y en 2.700 euros, en los dirigidos a la mejora del sistema tractor o de control de optimización de llamadas.

Plan Renove Neumáticos

Los neumáticos eficientes influyen no solo en la seguridad de las personas que se trasladan en el vehículo, sino también en el ahorro energético, la reducción del ruido y de las emisiones contaminantes.

Esta modalidad del Plan Renove aporta 20 euros por cada rueda del coche que se cambie por otra más eficiente, a condición de que se renueven las cuatro, con lo que la ayuda alcanza los 80 euros por cada vehículo.

Basta consultar los puntos de venta e instalación que están adheridos al programa y solicitar allí la compra y colocación de los cuatro neumáticos. En el catálogo del IDAE figuran las marcas, gamas y modelos que cumplen con los requisitos para formar parte del plan. Allí los responsables comprueban si hay disponibilidad y solicitan la reserva.

Una vez autorizada la operación, el solicitante se tiene que identificar y aportar la fotocopia del último recibo del impuesto de circulación y de la ficha de la ITV. Los talleres que instalan los neumáticos hacen el descuento de 80 euros en el mismo momento del pago.


RSS. Sigue informado

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en