Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Economía


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía > Trabajo

Tipos de contenidos: Economía

Recetas para ir de picnic
Λ

Artistas callejeros

Trabajar como artista en la calle es una actividad profesional reglada, que implica cumplir con una serie de normas municipales y actuar en horarios establecidos

  • Autor: Por MAYRA BOSADA
  • Fecha de publicación: 9 de diciembre de 2007
Imagen: Kree Arvanitas

Cada vez hay más artistas que utilizan las calles de las ciudades como escenario, especialmente los principales paseos y avenidas. Lejos de ser una actividad sin reglas ni horarios, para poder trabajar como payaso, mimo, titiritero, músico o estatua humana en la vía pública hay que seguir una serie de normativas municipales, dedicar más de 10 horas diarias semanales a estas actividades y ofrecer espectáculos de calidad. Las personas que se dedican al arte "de pasar la gorra", como ellos lo llaman, son de orígenes y características tan diversas como las expresiones artísticas que practican en la calle. Desde artistas profesionales que buscan en las calles un medio de expresarse y darse a conocer para levantar su carrera artística, hasta actores y músicos que comparten otro tipo de empleo o actuaciones en teatros y salas con algunas horas de trabajo artístico en la calle, pasando por o estudiantes de arte que buscan experimentar en las calles lo que aprenden. Pero también hay artistas callejeros "no profesionales", como jubilados que se niegan a quedarse en sus casas sin hacer nada productivo o inmigrantes sin papeles que tratan de ganarse unos euros a través de pobres actuaciones artísticas en la vía pública.

Un grupo heterogéneo

Los domingos suelen ser los días más productivos para los artistas, especialmente si se colocan en parques y plazas muy visitados. Pero, en líneas generales, subsistir como artista callejero es difícil, ya que la cantidad de dinero recabada diariamente varía mucho, dependiendo de la actividad artística de que se trate, del lugar y de las horas que se trabaje. En el caso de las estatuas humanas, si se tiene un disfraz muy original y se trabajan 10 horas en un lugar turístico muy concurrido, se puede ganar una media de 60 euros al día, teniendo en cuenta que en ocasiones los factores climáticos y las normativas de cada Ayuntamiento pueden influir en la cantidad de dinero que se obtenga al final de la jornada.

Los músicos lo tienen aún más difícil, ya que su actividad está más regulada, por lo que en 8 horas de trabajo pueden ganar menos que mimos, titiriteros, magos y estatuas vivientes. Para compensar, intentan sacarse un dinero extra grabando su propio CD, que suelen vender mientras actúan, aunque se trata de una práctica prohibida por los ayuntamientos.

Pagar impuestos

La mayor parte de los artistas que actúa en la calle no paga impuestos ni está registrada como autónomo, pues es difícil calcular cuánto se gana cada día, según explica Paula Noviel, portavoz de la Asociación Española y Comunitaria de Estatuas Vivientes y Teatro, quien asegura que la mayor parte de los miembros de esta agrupación actúan en la calle sin ánimo de lucro, con el simple objeto de ofrecer arte a la gente. Estos artistas/trabajadores pretenden que se haga un régimen específico para sus necesidades, que insinúan podría ser un "régimen mixto", por el que se les permita hacer de estatua, por ejemplo, y en el resto de tiempo en que no puedan dedicarse a ello, tener un régimen por cuenta ajena, como señala Noviel.

Otros artistas que trabajan en la calle, en cambio, como los pintores y caricaturistas de la Plaza Mayor de Madrid, están dados de alta en el sistema de Seguridad Social como autónomos. La razón estriba en que tienen un lugar fijo donde realizar su oficio, y trabajan en horarios más o menos estables, lo que no suele suceder con otro tipo de artistas, como músicos, estatuas vivientes, mimos o malabaristas.

Los artistas que tienen un lugar fijo donde realizar su oficio, y trabajan en horarios estables, están dados de alta como autónomos

Hay artistas que actúan en la calle, pero también lo hacen en diversos actos o festivales. En este caso, por lo general son contratados por obra o servicio cuando salen de la vía pública, y casi todos cotizan como autónomos. Algunos ejemplos son las compañías de teatro callejero, como La Llave Inglesa, los Malabreikers y otros grupos, que empezaron a darse a conocer en la calle y que ahora actúan también en salas. Se da el caso, además, de algunas compañías que incluso actúan de forma fija en ciertos lugares públicos, como Marimba Marionetas y otros grupos de titiriteros, que se presentan cada fin de semana en el teatro de Marionetas del madrileño Parque del Retiro.

Asociaciones de artistas callejeros

Los artistas que trabajan en la calle han creado sus propias asociaciones y plataformas con el objetivo de velar por los intereses de sus miembros, promocionar su trabajo y sobre todo defender que los espacios públicos sean foros generadores de arte. Estas entidades luchan para que el trabajo de los músicos, estatuas vivientes, mimos, titiriteros y actores sea valorado y sobre todo bien regulado por parte de las autoridades. También trabajan para que exista un régimen especial para este tipo de actividad en materia de pago de impuestos.

Entre las entidades más destacadas se encuentra la Asociación Española y Comunitaria de Estatuas Vivientes y Teatro, creada en el 2005 y que actualmente cuenta con tres delegaciones y 50 miembros en activo. Su principal logro es haber conseguido que en Madrid no se necesite una autorización para poder actuar en la vía pública. Además, realizan actividades solidarias en hospitales. También está la Asociación de Músicos de la Calle, formada por artistas que realizan sus actuaciones de manera espontánea en calles y metros. Esta agrupación ha ayudado a que las actuaciones musicales en el Metro de Barcelona sean reguladas, y a informar a los artistas sobre aspectos legales referentes a actuar en la vía pública, además de promocionarlos para que participen en diversos eventos realizados por instituciones públicas y privadas.

Existen otras agrupaciones relacionadas con el arte callejero, como la Plataforma Catalana de Arts del Carrer, o la Asociación Cultural Titirilandia. Para formar parte de cualquiera de estas agrupaciones basta con ser mayor de edad y apuntarse, siempre y cuando se esté de acuerdo con los objetivos de la asociación y dipuesto a cumplir sus estatutos.

Paginación dentro de este contenido

  •  No hay ninguna página anterior
  • Estás en la página: [Pág. 1 de 2]
  • Ir a la página siguiente: La normativa »



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto