Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Mascotas > Adopción

Tipos de contenidos: Mascotas

^
Tu canal de Mascotas

Canguro de perros: una labor solidaria

Convertirse en canguro de perros que aún no tienen un hogar es un acto valiente y muy necesario en la lucha contra el abandono

Las asociaciones y protectoras que acogen a perros abandonados, vagabundos o perdidos no tienen, en muchas ocasiones, sitio para todos. Puede ocurrir también que los animales que llegan a sus instalaciones sean demasiado pequeños o necesiten cuidados especiales y requieran por ello un espacio más íntimo o personalizado. Existen personas que hacen ese trabajo de cuidados exclusivos: son los canguros. Usted también puede ser uno de ellos, si lo desea.

"Necesitamos gente que acoja a los perros en sus casas de manera temporal mientras les buscamos un hogar definitivo". Esto es un pequeño extracto del llamamiento que la Asociación Nacional de Amigos de los Animales (ANAA) hace desde su página web. Buscan canguros de perros, o lo que es lo mismo, una casa de acogida temporal para algunos de sus canes.

Esta asociación de lucha contra el abandono de perros funciona desde 1992 y, en la actualidad, recibe en su centro a unos 2.000 animales abandonados. Cada año. Las instalaciones de ANAA, sin embargo, solo cuenta con espacio de acogida para 150 perros.

Para ser canguro de un cachorro "de biberón" se precisa una buena disponibilidad horaria, porque necesitará tomar leche cada tres horas

Durante su estancia en el centro, los canes reciben todos los cuidados que necesitan: atención veterinaria, alimentación, ejercicio y cariño. Ningún animal es sacrificado, a no ser que el examen veterinario destape una enfermedad muy grave que haría sufrir al animal (un 1% de los casos). Es una máxima para esta asociación; un animal morirá, como mucho, de viejo.

Un total de 109.074 perros fueron abandonados en España solo en 2010 (son datos de la Fundación Affinity). Para encontrarles un nuevo hogar existen decenas de centros de adopción de perros repartidos por el territorio nacional que, como ANAA, luchan por frenar el abandono. Los centros de acogida, gestionados por asociaciones sin ánimo de lucro, están concebidos como un lugar de paso para estos perros; el principal objetivo es encontrar una familia a cada uno de los perros que acogen.

Mientras llevan a cabo su labor, algunos de los perros que llegan a los centros de acogida, pueden necesitar un cuidado especial; por su edad, estado de salud física o emocional, o por la saturación del propio centro. Se hace necesaria, entonces, la figura del canguro .

Perros que necesitan un canguro

Existen diferentes situaciones en las que los perros precisan de la colaboración de un canguro. La casa de acogida es necesaria cuando los canes requieren un cuidado especial y un espacio propicio para atenderles; es por ejemplo el caso de los cachorros. "El centro de adopción no es lugar para un cachorro, ya que muchos llegan sin vacunar y muy débiles", señalan desde ANAA. "Por mucho cuidado que tengamos, el cachorro puede caer enfermo; y las enfermedades a estas edades suelen ser mortales o, en el mejor de los casos, dejar graves secuelas", concluyen.

Estas son algunas de las situaciones en las que las asociaciones protectoras precisan la ayuda de un canguro.

Cachorros de biberón

Son perros de menos de un mes de edad. Para poder acoger a uno de estos cachorros se debe tener una buena disponibilidad horaria ya que, entre otros cuidados, necesitan tomar el biberón cada tres horas. Al no estar aún vacunados no pueden salir a la calle, por lo que harán sus necesidades en casa. Conocer éstos y otros factores es fundamental para ser canguro de cachorros de biberón que pueden ser muy tiernos pero requerir un esfuerzo y una paciencia mayores.

Cachorros

Estos perros, por su joven edad, son muy activos. Necesitan mucho tiempo de juego y ejercicio físico. A estos cachorros hay que educarles y enseñarles ciertas normas, como hacer sus necesidades en la calle; no morder muebles o zapatillas; habituarse a los horarios de las personas, etc. Solo si han sido vacunados pueden salir a la calle o ser bañados.

Ancianos

Las acogidas de los perros ancianos suelen ser las que más se alargan, ya que son los que menos oportunidades tienen de ser adoptados por una nueva familia. En cambio, son los más fáciles de tratar, ya que están educados y habituados a relacionarse con las personas. Son animales que sufren mucho con las condiciones climáticas de ciertos refugios, sobre todo con el frío. Sus necesidades básicas no suelen pasar de ser queridos y tumbarse confortablemente en un sofá calentito.

Con necesidad de terapia

Algunos de los perros abandonados o vagabundos que llegan a los centros de acogida han desarrollado miedo y desconfianza hacia las personas. Y precisan cuidados especiales para que recuperen la seguridad.

Un perro anciano sufre con el frío de algunos refugios

En estos casos "se debe mantener una entrevista con un educador canino", informan desde la Asociación Protectora de Animales y Plantas de Alcalá (APAP Alcalá), "quien orientará al futuro canguro, ya que suelen ser animales tímidos y miedosos".

Convalecientes

Son perros que están recibiendo algún tratamiento veterinario, por ejemplo, después de una operación. Y necesitan un espacio adecuado y tranquilo para recuperarse. Las asociaciones de adopción suelen correr con los gastos médicos y el transporte del can. "Hemos comprobado que la recuperación de estos animales es mucho más rápida en una casa que una jaula", señalan por su parte desde ANAA.

Tras el tiempo de acogida, no son pocos los canguros que se encariñan con el perro del que han cuidado. Y algunas acogidas acaban en adopción definitiva. Lo difícil que resulta en ocasiones la separación con el animal puede retraer a posibles canguros. Pero esto es un error de perspectiva, ya que un canguro "está ayudando al proceso de adopción del perro, otorgándole calidad de vida mientras encuentra su hogar definitivo", concluyen desde la protectora APAP Alcalá.

Consejos

  • Los centros de adopción suelen necesitan de forma temporal canguros que se hagan cargo de algunos perros.

  • Un cachorro de menos de un mes precisa tomar el biberón cada tres horas.

  • Ser canguro de un perro anciano le proporcionará al animal el lugar caliente y el cariño que necesita.




Otros servicios


Buscar en