Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Mascotas > Salud > Vacunas y enfermedades

Tipos de contenidos: Mascotas

Mascotas
^
Tu canal de Mascotas

La filariosis del perro, ¿cómo paliar sus síntomas?

Las inyecciones y pastillas de carácter antiparasitario son los métodos que se utilizan para tratar al perro enfermo de filariosis

Imagen: amazoncares

La filariosis canina es una enfermedad producida por un parásito que puede acarrear graves secuelas para la salud del perro. Esta patología se conoce como enfermedad del gusano del corazón, porque es en este órgano donde se aloja el parásito que ataca al can. A continuación se explica cómo se cura la filariosis en los perros, la importancia de un diagnóstico y tratamiento tempranos de la enfermedad y la incidencia de la filariosis en España.

Filariosis en el perro, una enfermedad peligrosa

Un perro infectado con filaria puede contagiar a otros canes y gatos, pero no a las personas

Un perro enfermo de filariosis puede llegar a morir, si no recibe un tratamiento adecuado a tiempo. Por eso el diagnóstico es crucial para la vida del animal.

El proceso que sigue esta enfermedad tiene su inicio en el momento en que un mosquito infectado de filaria pica a un can y, a través de su saliva, deposita las larvas del parásito. Es entonces cuando las larvas se desarrollan bajo la piel del perro y viajan por las venas hasta al corazón, donde se convierten en gusanos adultos que pueden llegar a medir hasta 30 centímetros.

La filariosis canina no se transmite a las personas. "El gusano de la filaria es un parásito específico de los cánidos, como los perros, que también puede habitar en gatos domésticos", explica el veterinario Aitor Llamas.

¿Cómo se cura la filariosis en los perros?

La picadura del mosquito de la filaria puede prevenirse con antiparasitarios y tratarse con inyecciones

Si la filariosis canina no está muy avanzada, la enfermedad tiene cura con un tratamiento específico que determina el veterinario. El método para tratar esta patología consiste en la aplicación de dos inyecciones que cuestan alrededor de 100 euros cada una y resultan muy eficaces por su efecto antiparasitario. De esta manera se consigue acabar con los parásitos que han llegado al corazón y se convierten en gusanos.

Por otro lado, también hay que eliminar las larvas del parásito (los huevos de los gusanos) del cuerpo del perro. Para lograrlo, se utilizan unas pastillas antiparasitarias. Este tratamiento implica efectos secundarios para la salud del can, pues existe riesgo de formación de trombos, por la creación de coágulos en la sangre del perro, debido a la obstrucción que el parásito provoca en los vasos cuando muere por la medicación.

Por eso, la veterinaria Leire Jiménez aconseja que antes de que se comience el tratamiento contra la filaria, "se administre al perro durante unas semanas aspirina", que actúa como anticoagulante sanguíneo y ayuda a evitar los peligrosos trombos.

El reposo es fundamental durante el tratamiento. Hay que restringir el tiempo del paseo, así como cualquier tipo de ejercicio físico, ya que es clave para prevenir el desprendimiento masivo de gusanos muertos por el tratamiento inyectable y la aparición de coágulos sanguíneos.

En algunos casos en que el estado del animal es más grave, es necesaria la hospitalización para vigilar su evolución y garantizar al máximo su inmovilidad.

Filariosis en perros: la importancia de un tratamiento temprano

Imagen: Jeffreyw

En los casos en los que el perro está invadido por los parásitos adultos de la filaria, es necesaria una intervención quirúrgica para extraerlos. De ahí que con el fin de evitar el paso por el quirófano, sea importante el diagnóstico precoz de la filariosis. Cuanto antes se comience a aplicar el tratamiento veterinario, más posibilidades habrá de impedir la invasión de los parásitos. Y es que el riesgo para el animal aumenta de manera considerable, si el diagnóstico y el tratamiento son tardíos.

La curación del perro con filariosis depende del diagnóstico y tratamiento tempranos de la enfermedad

El tratamiento de la filariosis canina tiene tres vertientes. Por un lado, los síntomas habituales que provoca la enfermedad, como los problemas respiratorios, tos, cansancio crónico o la pérdida de peso y taquicardia. Por otro lado, la eliminación del gusano y las larvas. Por último, es necesaria una actuación preventiva para evitar más picaduras de mosquitos infectados de filaria que puedan contaminar de nuevo al perro (productos repelentes de insectos).

Lo habitual es que el tratamiento contra la filariosis canina dure tres semanas y que el animal se recupere, aunque tenga que hacer controles para comprobar que los parásitos se han eliminado.

La incidencia de filariosis en España

La filariosis es una enfermedad endémica en España. Es decir, se localiza en determinadas zonas que tienen condiciones climáticas específicas que actúan como caldo de cultivo para la proliferación de los mosquitos transmisores del parásito en el perro. En las áreas más cálidas, húmedas y donde abundan los ríos, lagos y entornos de aguas estancadas hay más mosquitos transmisores de la filaria.

Un estudio de Fernando Simón Martín, de la Universidad de Salamanca, sobre la incidencia de la filariosis en España, arrojó los siguientes datos: la mayor sobre la población canina se produce en las islas Canarias, y detrás quedan Menorca, Huelva, Tarragona y Alicante.


RSS. Sigue informado



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto