Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Salud > Prevención y hábitos de vida

Tipos de contenidos: Salud

¿Nos aportan los envases seguridad a los consumidores?
^

Ley Antitabaco

El 16% de las muertes ocurridas entre personas mayores de 35 años están relacionadas con el consumo de cigarrillos, según la OMS

Apenas veinte días después de ser aprobada, el pasado 1 de enero ha entrado en vigor la denominada Ley Antitabaco o, lo que es lo mismo, la Ley de medidas sanitarias frente al tabaquismo y reguladora de la venta, el suministro, el consumo y la publicidad de los productos del tabaco. Cinco capítulos, 23 artículos y varias disposiciones adicionales de las que el 53% de los trabajadores, los más afectados tras su implantación, aseguran tener "un gran desconocimiento". Las enmiendas presentadas por los partidos políticos tan sólo han servido para hacer pequeñas modificaciones de un texto cuyo objetivo es, según el Ministerio de Sanidad, reducir en un 5% el consumo de tabaco en los próximos dos años. Mientras tanto, los hosteleros se quejan de la pérdida de clientes que supondrá la puesta en marcha de la ley, pese a que el 70% de la población no es adicta a la nicotina.

¿Qué dice la ley?

Resulta complejo echar un vistazo a la recién aprobada Ley Antitabaco. Sobre todo, para los casi diez millones de fumadores que desde el 1 de enero ya ven limitados los espacios en los que poder encender un cigarrillo. Sus defensores aseguran que no se trata de recortar los derechos de los adictos a la nicotina, sino de poner en valor los de quienes no dependen del pitillo. El Gobierno, por su parte, se muestra convencido de que la ley supone el inicio de "un futuro esperanzador" y ha conseguido que el texto que redactó hace algunos meses se apruebe en el Congreso sin experimentar apenas modificaciones.

Pero, ¿qué dice exactamente la Ley? Dividido en cinco capítulos, el texto legal recoge todos los detalles relativos a su objetivo; limitaciones en la venta, suministro y consumo del tabaco; su publicidad, promoción y patrocinio; medidas de prevención del tabaquismo; y el régimen de infracciones y sanciones, uno de los apartados que más interés acapara porque a la hora de pagar, no siempre es culpable quien comete la infracción, sino también quien da su permiso para cometerla.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el consumo de tabaco es responsable del 90% de la mortalidad por cáncer de pulmón y del 50% de la mortalidad cardiovascular. En España, cada año, el 16% de las muertes ocurridas entre personas mayores de 35 años están relacionadas también con el consumo de cigarrillos y la propia OMS advierte de que "la exposición al aire contaminado con humo del tabaco es carcinogénica en los seres humanos".

Si se analiza la Ley con detenimiento, destaca en primer lugar el interés de ésta por establecer limitaciones en la venta, suministro y consumo de los productos del tabaco, así como por la promoción de los mecanismos necesarios para la prevención y control del tabaquismo. El reproche realizado por parte de los sanitarios es, sin embargo, que no aprueba la financiación de los medicamentos para dejar de fumar por considerar que no se trata de una "cuestión prioritaria" dentro del Sistema Nacional de Salud. "Existen fundamentados estudios que sostienen que una inversión en este campo sería rentable para el conjunto de la sociedad, en la medida en que se reduciría el alto gasto que conllevan las afecciones provocadas por el tabaco", critica la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR).

Con el nuevo año, tan sólo se podrá adquirir una cajetilla de tabaco en los estancos, las máquinas expendedoras y las tiendas libres de impuestos autorizadas en puertos y aeropuertos, en los tradicionales "duty free". Además, las máquinas expendedoras se ubicarán en lugares en los que no esté prohibido fumar, dispondrán de una advertencia sanitaria en la superficie frontal y no podrán ser empleadas por menores de 18 años, una última condición que será regulada mediante la instalación de mecanismos técnicos que impidan el acceso de los menores al tabaco.

Tampoco se podrá publicitar el tabaco en ningún medio de comunicación, ni distribuirse material promocional "fuera de la red de expendedurías de tabaco y timbre del Estado", y se impulsarán programas de educación para la salud, información sanitaria y prevención del tabaquismo.

Paginación dentro de este contenido




Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto