Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER

Secciones dentro de este canal: Tecnología


Estás en la siguiente localización: Portada > Tecnología > Software

Tipos de contenidos: Tecnología

^

¿Cómo es el nuevo Office de Microsoft?

La nueva versión de la 'suite' ofimática de Microsoft ofrece un cambio radical de aspecto y adopta un nuevo formato de archivo

Office 2007 es una de las apuestas más arriesgadas de Microsoft, porque ha transformado de forma radical un producto cuyas versiones anteriores han dominado el mercado de las aplicaciones ofimáticas. Así, los menús son completamente distintos y, aunque están diseñados para lograr un manejo más intuitivo, provocan que el usuario tenga que pasar un periodo de adaptación al nuevo modo de empleo. Por otra parte, el formato en que se guardan por defecto los archivos (Open XML) es nuevo y obliga a que los usuarios de versiones anteriores de Office se descarguen un programa gratuito para poder trabajar con él. Nuevos aires con los que la empresa de Bill Gates quiere mantener vigente su liderazgo en este campo.

Cambio radical

Microsoft ha simultaneado el lanzamiento de Office 2007 con la salida del sistema operativo Windows Vista, con el objetivo de que los compradores de uno también se decanten por el otro. Los consumidores que deseen trabajar con esta 'suite' de programas, cuyo nombre oficial es '2007 Microsoft Office System', deberán desembolsar un mínimo de 180 euros por cada ordenador en que deseen instalarlo (precio de venta recomendado por Microsoft para la versión más sencilla del producto) aunque ofrece un total de ocho configuraciones distintas, desde la 'Basic 2007', que sólo se puede encontrar en equipos que ya tengan el software incluido, hasta la 'Enterprise 2007'.

Hasta ahora, Microsoft había actualizado su paquete Office con diversas mejoras en cada nueva versión, pero siempre había mantenido la misma estructura de funcionamiento, con una barra de opciones que a su vez daban acceso a todas las posibles acciones y que comenzaba por 'Archivo, Edición, Ver', etc. Sin embargo, Office 2007 ha roto con esa forma de trabajar con una apuesta radical, porque no permite que el usuario pueda retomar la apariencia 'clásica' de esta aplicación y le obliga a adaptarse.

Los usuarios que lo deseen deberán desembolsar un mínimo de 180 euros por cada ordenador en que deseen instalarlo

El nuevo Office, en cuyo diseño predominan los azules, se maneja a través de lo que en Microsoft denominan cintas. El usuario ve en la parte superior una serie de pestañas y, cuando se pulsa en ellas, se despliegan las diferentes opciones del programa.

A pesar de que Microsoft asegura que de esta manera se logra adaptar la aplicación al usuario y que se logrará una productividad mayor, porque ha realizado estudios que lo confirman, la primera sensación es de desorientación en unos menús completamente distintos. Por esta razón, los usuarios acostumbrados al anterior modo de funcionamiento deberán reciclar sus conocimientos y dedicar unas horas a asimilar las novedades para poder trabajar con los programas.

El usuario ve en la parte superior una serie de pestañas y, cuando se pulsa en ellas, se despliegan las diferentes opciones del programa

Sin embargo, una vez que se ha dedicado tiempo al programa, se aprecian los cambios y las mejoras que se han introducido. El sistema elige las opciones más habituales en cada momento de uso y se las ofrece al usuario que, por otra parte, puede personalizar la barra de herramientas como desee.

Además, bastantes opciones ofrecen vistas previas cuando se posa el ratón en ellas, lo que anticipa los cambios que se producirían en el texto seleccionado en caso de que se hiciera clic en una determinada opción y ayuda a agilizar el trabajo.

Paginación dentro de este contenido


Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos



Otros servicios


Buscar en
Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto