Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Rentabilidad a ritmo de goles

Los valores futbolísticos son aptos para perfiles muy experimentados que dirijan su inversión al corto plazo

El verano es un periodo idóneo para que se produzcan movimientos en las cotizaciones de los clubes de fútbol incluidos en los mercados bursátiles internacionales. Los fichajes de jugadores del renombre de Eto´o, Ribery, o Villa por alguno de estos equipos pueden impulsar las acciones del club que lo compre, según las cantidades en que se representen los fichajes. Por un lado, por el impacto económico en sus resultados empresariales y, por otro, por las expectativas que pueden crear de cara a la nueva temporada del “deporte rey” que empezará en agosto. Estos fichajes, sin embargo, sólo afectarán a los equipos que cotizan en bolsa, en realidad una mínima parte de los que compiten en las diferentes ligas europeas.

Inversión arriesgada

Los clubes de fútbol han descubierto que entrar a cotizar en el mercado de valores puede ser una buena fórmula para poder hacer fichajes millonarios e impulsar sus expectativas de crecimiento. Los analistas bursátiles creen que es un segmento sin explotar y que se encuentra en pleno crecimiento. En Europa cotizan en Bolsa un total de 25 equipos, incluidos dentro del índice “Dow Jones Stoxx Football”, que se puso en marcha con 33 miembros con un propósito promocional y de marketing. Algunos clubes han salido de este índice durante los últimos años por diferentes motivos: el Manchester United, el Leeds United, el Sunderland o el Aston Villa.

La incorporación de nuevos miembros se realiza siempre con las revisiones trimestrales de la composición del índice, que se llevan a cabo los terceros viernes de marzo, junio, septiembre y diciembre. En estas revisiones se hacen también modificaciones de la ponderación de los valores miembros del índice. La oferta incluye clubes de las principales ligas europeas y se pueden contratar desde acciones de equipos de gran renombre internacional como la Juventus o el Borussia de Dortmund, a las de otros de escasa resonancia para los aficionados españoles como el Brondby o el Millwall. En estos momentos, el inversor se puede decantar por varios equipos de fútbol en el momento de realizar su propuesta bursátil, entre los que se encuentran algunos de renombre internacional: Aalborg (Dinamarca), Ajax (Holanda), AIK (Suecia), Arhus (Dinamarca), Roma (Italia), Besiktas (Turquía), Birmingham City (Ingleterra), Borussia Dortmund (Alemania), Brondby (Dinamarca), etc.

Se pueden comprar acciones de 25 clubes de fútbol de las principales ligas continentales

Sin embargo, los expertos bursátiles se resisten de momento a recomendar estos valores debido a su volatilidad, y a que “sus cuentas son difíciles de valorar”. Además, están supeditados a que “el balón entre” y ello depende en muchas de las ocasiones de factores extraempresariales. Por ello, sólo es aconsejable para los inversionistas más experimentados que dirijan su inversión al corto plazo.

Potencial de revalorización

Durante este verano este sector se constituirá como uno de los más dinámicos. Se pueden tomar posiciones en los mercados bursátiles en donde coticen, aunque con toda la precaución necesaria en la contratación de unos valores tan particulares como los que representa este índice selectivo del balompié. Si el inversor está decidido a posicionarse, tendrá que valorar:

  • La posible contratación de algún “crack” que pueda crear expectativas de crecimiento para la próxima temporada.
  • La configuración de la plantilla, en la que también puede influir la contratación de algún técnico de renombre internacional que pueda llevar al club a alcanzar altas cotas durante el nuevo ejercicio.
  • La participación en la “Champions League”. Algunos no estarán presentes, pero otros como la Juventus, el Betsikas, el Brondby, el Olimpique de Lyon o el Oporto participarán en la liga europea, lo que puede aumentar su capacidad de revalorizarse. Mayores ingresos, publicidad y crecimiento en la venta de entradas serán algunos de sus efectos más inmediatos.
  • El presupuesto asignado para afrontar la nueva temporada, ya que de ello dependerán los refuerzos que adquieran y los potenciales buenos resultados.
  • El poder mediático que puedan desarrollar en el nuevo curso futbolístico que está a punto de comenzar, lo que se traduce en mejores contratos televisivos y un aumento de la publicidad.

¿EN QUÉ PLAZAS OPERAN?

Si bien estos clubes de fútbol se agrupan bajo el índice “Dow Jones Stoxx Football Index”, su contratación se puede realizar directamente en los respectivos mercados donde coticen. De esta forma, para comprar acciones de equipos ingleses como el Watford, el Birmimgham o el Tottenham Hotspur habría que irse al “FTSE-100” londinense, o al “S&P/MIB” para los clubes italianos como la “Juve” o el Lazio. Y, así respectivamente para cada mercado bursátil: “DAX” (Alemania), “CAC-40” (Francia), “AEX” (Holanda)…

En las operaciones con valores futbolísticos, bancos y cajas aplican las mismas tarifas que para los valores tradicionales. La mecánica en su cotización es idéntica que la de los restantes valores, aunque tienen una mayor volatilidad que los hace más vulnerables para operaciones de índole especulativa.

Al publicar un comentario aceptas la política de protección de datos

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones