Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Ideas para ahorrar energía en Navidad

Las reuniones en casa, la calefacción, los electrodomésticos y la iluminación aumentan las facturas del hogar. En este artículo te damos algunos consejos para controlar este gasto navideño

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: viernes 24 diciembre de 2021
como ahorrar energia en navidad Imagen: Sibusky

El consumo se incrementa durante las fiestas navideñas. Según el informe más reciente de la consultora Deloitte, el gasto navideño por hogar para el año 2021 será de 631 euros; un 14 % más que en 2019. De ese dinero, 240 euros se destinarán a comprar obsequios, 160 euros a alimentos y bebidas, y el resto, a viajes, ocio y restauración. Pero en Navidad no solo aumenta el gasto en regalos y comida; también consumimos más energía y recursos. Las reuniones en casa, la calefacción, los electrodomésticos y la iluminación también aumentan las facturas domésticas. En este artículo te damos algunos consejos para controlar el gasto.

Pasar más tiempo en casa, organizar reuniones familiares, decorar el salón con luces navideñas o mantener el hogar a una temperatura confortable son gestos cotidianos por estas fechas, pero incrementan el gasto doméstico durante las vacaciones de Navidad. ¿Cómo podemos reducirlo o mantenerlo a raya? Toma nota.

Ahorrar en iluminación

La iluminación del hogar (la cotidiana, pero también la decorativa) supone un gasto importante en el presupuesto mensual,  sobre todo en los meses de invierno, cuando hay menos horas de luz natural. No dejar lámparas encendidas en las habitaciones donde no estamos es tan importante como elegir bombillas led. Esta tecnología, que a veces se percibe como un gasto, en realidad es una inversión. Las luces led tienen un mejor comportamiento ambiental (no contienen, por ejemplo, mercurio, plomo o tungsteno), consumen hasta un 80 % menos que las demás y su vida útil es mucho más duradera. Además, son cada vez más económicas y existen muchos modelos, adaptables a distintos soportes y necesidades.

Ahorrar en calefacción

Calderas de gas natural, acumuladores eléctricos, aire acondicionado con bomba de calor, calderas de gasóleo… Existen diversos sistemas para mantener una temperatura agradable en el hogar cuando en el exterior hace frío. Cada uno tiene sus ventajas y desventajas en cuanto a eficiencia energética y costes, pero hay algo compartido: cuantos más grados subamos el termostato, más dinero nos costará. La Asociación Nacional de Ahorro y Eficiencia estima que, por cada grado, el coste aumenta alrededor de un 7 %. En este sentido, los expertos coinciden en que la temperatura idónea para poner la calefacción no debería superar los 21 ºC.

Ahorrar en energía eléctrica

El aumento constante de la tarifa de la luz es uno de los grandes problemas del año, al punto de que el Gobierno ha creado el Suministro Mínimo Vital (SMV) con el fin de garantizar la electricidad a quienes no pueden hacer frente al alto precio. En casa, algunos gestos cotidianos pueden ser muy útiles para evitar que se dispare la factura.

💡 Atención a la hora

Tener en cuenta la discriminación horaria, en vigor desde este año, influye de manera significativa en lo que pagamos por la energía. Aprovechar las horas valle, más baratas; utilizar las horas llanas, de precio medio; evitar las horas punta tiene efecto en la factura de la luz.

  • ✅  Horas valle: de 00:00 a 08:00, fines de semana y festivos.
  • ✅  Horas llanas: de 08:00 a 10:00, de 14:00 a 18:00 y de 22:00 a 00:00.
  • Horas punta: de 10:00 a 14:00 y de 18:00 a 22:00.

💡 Buen uso de electrodomésticos

Según el ‘Análisis del consumo energético del sector residencial en España’, del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), el gasto de medio en energía de cada hogar al año es de 990 euros (9.922 kWh). Después de la calefacción, que encabeza ese gasto, están los electrodomésticos, que representan más del 19 % de ese consumo.

Contar con electrodomésticos que tengan una mayor eficiencia energética y que se puedan programar representa un desembolso de dinero, pero a la larga supone un ahorro en el presupuesto de energía del hogar. Si no podemos permitirnos cambiarlos todos, conviene ir poco a poco y utilizar, por ejemplo, temporizadores en los enchufes.

Usar programas de lavado con agua fría (o no excesivamente caliente) en la lavadora y elegir el programa más eficiente en el lavavajillas ayudará también a ahorrar, ya que calentar agua es una de las acciones que más energía consume.

💡 Ojo con los pequeños electrodomésticos

Que sean pequeños no quiere decir que consuman poco. El robot de cocina, la plancha, el secador de pelo y la tostadora se encuentran entre los pequeños electrodomésticos que consumen más energía. Utilizarlos, en la medida de lo posible, en las horas más económicas evitará que se dispare la factura a fin de mes.

💡 Cuidado con el consumo fantasma

Dejar conectados los electrodomésticos en stand by o no retirar los cargadores de los enchufes tiene coste. El Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) señala que el modo en espera o consumo fantasma supone el 10,7 % de la electricidad que se emplea en el hogar, más incluso de lo que gastan el horno o la lavadora. Entre los aparatos que más consumen encontramos el televisor, los descodificadores y el rúter, los ordenadores, las impresoras, los altavoces y las videoconsolas. Apagar por completo estos dispositivos o desconectarlos de la red pondrá fin al consumo fantasma en casa.

Etiquetas:

ahorro energía

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones