Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Economía doméstica

Pilas gastadas

Lo mejor para evitar un consumo excesivo es comprar pilas recargables de níquel-cadmio

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 19 junio de 2002
Seguro que usas en algún momento pilas y no sabes qué puedes hacer con ellas una vez gastadas. Desde aquí te sugerimos unos consejos prácticos y muy beneficiosos para consumir menos energía. En primer lugar, las pilas se deben depositar en contenedores adecuados. Si te aburre tirar pila tras pila, puedes guardarlas en una caja y cuando tengas bastantes depositarlas en los contenedores especiales para ellas.

No obstante, lo mejor es evitar su consumo para que así se tengan que producir menos. Para ello puedes comprar pilas recargables de níquel-cadmio, así como un cargador que enchufas a la red eléctrica. Puede que al principio te salga algo más caro, pero muy pronto ahorrarás dinero, porque no tendrás que volver a comprar pilas en mucho tiempo.

Siempre que puedas enchufa a la red la radio, magnetófonos, un discman y otros pequeños aparatos que también funcionen con pilas. En el caso de las calculadoras de bolsillo, son recomendables las que se cargan con la luz solar. Por otra parte en algunas Comunidades Autónomas ya se está poniendo en marcha la recogida de pilas usadas en contenedores. Su funcionamiento es el siguiente:

- Tras depositarlas en los contenedores que están en sitios estratégicos, se recogen cada cierto tiempo mediante el vaciado de los contenedores.

- Posteriormente se hace una clasificación de los diferentes tipos de pilas y tamaños.

- El proceso termina con el transporte hasta el punto de tratamiento final, que lo realizará un Gestor Tratador Autorizado en la Península.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones