El GMAT: la prueba para acceder a un máster MBA

Las escuelas de negocios más prestigiosas del mundo exigen la superación de este examen para acceder a sus programas académicos
Por Marta Vázquez-Reina 8 de abril de 2008
Img gmat listado
Imagen: Norman Z

Más de 4.000 programas de postgrado de cerca de 1.800 escuelas de negocios de todo el mundo incluyen la superación del Graduate Management Admission Test (GMAT) entre los requisitos de admisión a sus aulas. Este examen, que se realiza íntegramente en inglés y se caracteriza por su alto nivel de dificultad, mide la habilidad analítica, matemática y verbal de los candidatos y sus resultados pueden ser determinantes a la hora de obtener una plaza.

Qué es el GMAT

Todo aquel que se haya planteado realizar fuera de nuestras fronteras un Máster en Dirección de Empresas (MBA), en Finanzas, en Márketing, o en cualquier otra área relacionada con los negocios, sabe que para optar a una plaza en alguno de estos programas académicos es imprescindible realizar previamente el temido Graduate Management Admission Test, más conocido como el GMAT. De hecho, la superación de este examen es exigida por más de 1.800 escuelas de negocios de 94 países del mundo, que utilizan los resultados del GMAT como uno de los criterios de selección más importantes a la hora de admitir a los candidatos a alguno de los más de 4.000 programas de postgrado que ofrecen en sus aulas. Asimismo, en nuestro país, algunas de las instituciones académicas más prestigiosas, como el Instituto de Empresa (IE), el IESE o ESADE, admiten este examen como alternativa a sus propias pruebas de selección internas.

El GMAT sirve para seleccionar a aquellos candidatos que tienen más posibilidades de llevar a cabo sus estudios con éxito

600.000 estudiantes el pasado año y más de 23.000 tan sólo en los dos primeros meses de 2008 se han presentado a esta prueba instaurada en 1954. ¿Qué tiene el GMAT que no tengan otros test o evaluaciones? En primer lugar su carácter internacional, ya que es posible realizar el examen en 236 estados del mundo, esto permite que las escuelas que se acogen al programa puedan evaluar de una forma estandarizada a todos sus candidatos, generalmente provenientes de diversos países. En segundo lugar, el formato del examen en sí mismo, que lejos de ser un mero evaluador de conocimientos, tiene como objetivo valorar las habilidades de los aspirantes en aquellos aspectos que tendrán que desarrollar durante su formación académica en el ámbito de los negocios, sirviendo así para seleccionar a aquellos que tienen más posibilidades de llevar a cabo sus estudios con éxito. Este aspecto es fundamental para los programas académicos, ya que suelen recibir candidaturas de titulados en diferentes áreas académicas y de profesionales de distintos sectores, y el GMAT les permite medir por unos mismos criterios aquellas competencias que más les interesan.

Por otra parte, la propia operativa del Graduate Management Admission Council (GMAC), organización responsable de esta prueba, facilita enormemente, tanto a los candidatos como a las escuelas y centros, los trámites administrativos que conlleva el examen. El GMAC se encarga de remitir directamente un informe de los resultados del aspirante a aquellas instituciones educativas que éste haya seleccionado previamente.

El examen

Una vez tomada la decisión de realizar el examen, el primer paso que hay que dar es registrarse, ya sea telefónicamente, por correo ordinario, fax o a través de la página web habilitada para ello por el Graduate Management Admission Council (GMAC): MBA.com. Desde este sitio, el candidato puede localizar los centros más cercanos a su lugar de residencia donde puede realizar el examen y consultar las fechas y horarios disponibles. En el caso de España, únicamente existen tres centros, en Madrid, Barcelona y Sevilla; en los dos primeros la frecuencia de los exámenes suele ser de dos cada semana, mientras que en Sevilla se puede realizar un día a la semana, concretamente los viernes. Es importante saber que un candidato se puede presentar al examen cada 31 días, un máximo de cinco veces al año, si supera esta cifra, tendrá que solicitar un permiso especial al GMAC para poder realizar un nuevo examen.

Para realizar el examen en España se deben abonar 290 dólares (184,44 euros)

Tras seleccionar la fecha y hora del examen, también a través de la web el candidato puede abonar las tasas correspondientes a la prueba, que en España ascienden a 290 dólares (184,44 euros); al abonar esta cantidad, el aspirante ya tendrá automáticamente concertada su cita para realizar el examen. En el caso que desee cambiar la fecha de realización del mismo, podrá hacerlo hasta siete días antes del examen y deberá abonar una cantidad adicional de 58 dólares (36,92 euros). También, si es necesario, se puede cancelar la cita, si se hace con al menos siete días de antelación la organización realizará un abono de 80 dólares (50,92 euros).

Llegada la fecha del examen, el alumno tendrá que presentarse en el centro seleccionado con la debida acreditación personal. Asimismo, deberá llevar un listado con un máximo de cinco programas académicos que serán los que recibirán los resultados del examen del candidato. El GMAT se realiza en soporte informático y consta de tres partes diferenciadas que evalúan distintas habilidades: redacción analítica, cuantitativa y verbal.

  • La redacción analítica consta de dos ejercicios. En primer lugar, el análisis de un tema específico, sobre el que el candidato deberá expresar su opinión y su punto de vista basándose en su experiencia personal o en las referencias que tenga sobre el tema. El segundo ejercicio consiste en analizar un argumento, razonándolo y exponiendo una critica apropiada y constructiva del mismo. Para realizar cada uno de estos ejercicios el candidato cuenta con 30 minutos.

  • La sección verbal consiste en 41 preguntas tipo test que se deben contestar en 75 minutos. Las preguntas están diseñadas en función de tres habilidades: la comprensión lectora, el razonamiento crítico y la corrección sintáctica y su puntuación es clave para verificar el nivel de conocimiento del idioma inglés del candidato.

  • La tercera parte del GMAT es la denominada sección cuantitativa, compuesta de 37 preguntas de respuesta múltiple que miden las habilidades matemáticas del examinado. Para superar estos ejercicios se cuenta con 75 minutos y se requiere tener conocimientos previos tanto de aritmética como de álgebra y geometría.

    En la sección verbal y en la cuantitativa, la dificultad de las preguntas va variando en función de las respuestas dadas en el ejercicio anterior

    Es importante destacar que, tanto en la sección verbal como en la cuantitativa, la dificultad de las preguntas va variando en función de las respuestas dadas en el ejercicio anterior. Es decir, el examen comienza por una pregunta de nivel intermedio y las siguientes preguntas se va adaptando al nivel que demuestra el examinado en sus respuestas, incrementando o disminuyendo su dificultad según haya contestado correcta o incorrectamente a la pregunta anterior, de este modo, el test del GMAT es único para cada candidato. Asimismo, es recomendable no dejar ninguna pregunta en blanco, ya que se penaliza por ello.