Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Mascotas > Perros > Convivencia y psicología > Convivencia

Juegos y juguetes para el perro ciego: sonido y olfato

Los juegos con el perro ciego deben apoyarse en objetos sonoros, el tacto y el potente sentido del olfato de la mascota

Img psicoembarazopeque a Imagen: Nosey Nest

Un perro ciego también juega. Hay juguetes y actividades lúdicas pensadas para compartir con el can que no ve. Utilizar el sonido de un modo divertido y aportar grandes dosis de cariño a nuestra mascota invidente son algunas de las claves para disfrutar del juego con nuestro amigo de cuatro patas. Algunas propuestas son las pelotas con sonido para jugar con el perro ciego, el juego de contacto “Tócala y síguela”, el escondite y las actividades de rastreo.

Aprender a jugar con un perro invidente es una experiencia intensa para la mascota y su dueño. El sonido y el tacto deben marcar las pautas en el momento de divertirnos y proponer actividades lúdicas a nuestro amigo ciego.

Un perro ciego puede jugar, hay juguetes pensados para compartir con el can que no ve

Los obstáculos físicos resultan un impedimento al proponer un juego al perro invidente. Tenga en cuenta que un animal ciego puede tropezar repetidas veces con los objetos que haya en el suelo, en caso de hogares donde reine el desorden. Recoger la habitación o utilizar una explanada libre de impedimentos al aire libre son dos buenas alternativas cuando se pretende jugar con la mascota ciega de un modo seguro.

Pelotas con sonido para jugar con el perro ciego

Usted ve a su perro. Sin embargo, su mascota puede tener dificultades para saber dónde está durante el juego, en especial, cuando se aleja de usted y el olfato no es suficiente para identificarle. Una buena alternativa que favorece que su amigo se sienta más cómodo consiste en anudarse un objeto sonoro (un cascabel) con una cuerda al zapato o pierna. Nuestra mascota percibirá con claridad cuándo nos acercamos y la ayudaremos a reconocernos.

Una pelota que puede resultar atractiva a un perro vidente no es extraño que, por el contrario, resulte anodina para una mascota ciega. Los botes desordenados del balón confunden a menudo a nuestro amigo ciego. Una alternativa es utilizar pelotas sonoras, con un cascabel, semillas o cualquier otro objeto que suene en su interior.

Asegúrese de lanzar la pelota sonora en un área sin obstáculos, que no sea peligrosa para el perro invidente.

"Tócala y síguela", un juego de contacto para la mascota ciega

Acariciar de un modo juguetón a su perro invidente y acompañar ese contacto con un ruido es una buena incitación al juego para la mascota. Pruebe a realizar las caricias de forma repetida en diferentes partes del cuerpo de su amigo, siempre acompañadas por el mismo ruido.

La mascota tarda poco en identificar el ruido con el juego de tacto. Una vez que esté seguro de que el can ha comprendido la actividad, puede tratar de realizar el ruido y esperar unos segundos antes de tocarle. El perro suele divertirse mientras averigua por dónde vendrán las caricias cada vez.

El escondite y otros juegos de rastreo

Un perro invidente descubre buena parte del mundo a través de su extraordinario sentido del olfato. Esto explica que el perro ciego tenga una excelente capacidad para seguir rastros y olores en muy diferentes situaciones. Esta capacidad puede aprovecharse para invitar a la mascota ciega a participar en un juego del escondite olfativo o a seguir una pista de rastreo.

Para practicar un escondite de olores canino, trate de encontrar una superficie despejada donde jugar con el perro. Los alimentos olorosos (como una lata de comida húmeda) son un buen reclamo para comenzar el juego de rastreo con el perro. Intente esconder objetos marcados por el alimento.

Acariciar de un modo juguetón al perro invidente y acompañar ese contacto con un ruido incita a la mascota al juego

Pruebe primero con escondrijos cercanos, fácilmente identificables por su amigo. El radio de juego puede ampliarse poco a poco. Premiar al perro que encuentra el objeto escondido con caricias y palabras de cariño efusivas es imprescindible para reforzar de forma positiva su comportamiento y su implicación en el juego.

Para crear una pista de rastreo donde jugar con el perro invidente, restriegue un poco de alimento sobre la superficie de hierba. Deje rastros de comida en una trayectoria. Al final de la pista puede depositar una pelota o algún juguete de goma. Si el juguete lo impregna con algún alimento, encontrarlo al final de la pista de rastreo servirá como un colofón final para su mascota invidente.

Consejos para jugar con el perro ciego

  • El sonido y el tacto, a falta de visión, deben marcar las pautas al divertirnos y proponer actividades lúdicas a nuestro amigo ciego.

  • Una alternativa que favorece que su amigo se sienta más cómodo consiste en anudarse con una cuerda un objeto sonoro, como un cascabel, al zapato o pierna. Nuestra mascota percibirá con claridad cuándo nos acercamos y la ayudaremos a reconocernos.

  • Hay pelotas sonoras, con un cascabel, semillas u otro objeto que suena en su interior, para jugar con el perro ciego.

  • Invite a su mascota ciega a participar en el juego del escondite olfativo o a seguir una pista de rastreo.

RSS. Sigue informado

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones