Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Mascotas > Perros > Adopción

Piénsatelo bien antes de regalar una mascota

Seis de cada diez mascotas se obsequian sin que las familias hayan meditado bien las responsabilidades que adquirirán, lo que provoca un alto número de abandonos

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: martes 31 diciembre de 2019
perro mascota regalo Imagen: mac231

La compañía, el juego, la ternura que inspiran y la amistad o la complicidad que pensamos desarrollar con el nuevo miembro peludo de la familia están entre los motivos más comunes que nos empujan a tomar la decisión de traer una mascota a casa. Para muchos padres, constituyen además un medio idóneo para educar a los niños en valores. Pero si todo son buenas intenciones… ¿por qué el número de animales abandonados continúa siendo tan elevado? De acuerdo con el estudio ‘Él nunca lo haría 2019‘, de la Fundación Affinity, en 2018 se abandonaron en España más de 138.000 animales, de los que casi 105.000 eran perros. Y, sin embargo, cada mes se realizan en Internet 40.000 búsquedas relacionadas con su compra. Regalar un perro o un gato por Navidad o Reyes suena bien, pero podemos hacer algo para asegurarnos de tomar la decisión correcta. Lo contamos a continuación.

En primer lugar, y aunque suene demasiado obvio, es necesario meditar bien la decisión y hacerlo en familia, porque —queramos o no— el perro acabará siendo una responsabilidad de todos. Dejarse llevar por la bucólica idea que podamos tener acerca de cómo sería convivir con una mascota resulta demasiado fácil, pero es importante recordar que regalar un perro o un gato no es lo mismo que obsequiar un móvil o unas zapatillas deportivas. “El animal es un ser vivo, no un juguete ni un regalo. Si decidimos incorporar un perro o gato a la familia, pensemos que estará con nosotros mucho tiempo; previsiblemente más de 10 años”, recuerda Isabel Buil, directora de la Fundación Affinity. “Por tanto, es una decisión vital que debería ser tomada de forma meditada y por consenso”, añade.

De acuerdo con el estudio citado, el 45 % de las familias españolas con hijos de entre 3 y 13 años se está planteando adoptar un animal de compañía y casi la mitad (un 43 %) estaría considerando hacerlo durante las vacaciones navideñas, en forma de regalo para los hijos (71 %). Sin embargo, 6 de cada 10 llegarán de la manera incorrecta, es decir, producto de un impulso unilateral decidido por uno de los adultos de la familia, en vez de haberse decidido entre todos. Y esto facilita que, una vez descubierta la realidad de la convivencia, muchos animales acaben abandonados a su suerte, ya sea por una pérdida de interés en la mascota, por su comportamiento o por falta de tiempo y espacio (30 %).

“Es importante transmitir a los más pequeños la responsabilidad que conlleva incorporar a un animal de compañía a la familia; y más aún cuando este llega en forma de regalo para ellos. Recibir un regalo es una acción pasiva y, ello, al hablar de animales, entraña riesgos como la falta de responsabilidad y compromiso. Es crucial que el niño se ilusione y aprenda con el animal; es una relación que crece y se enriquece cada día entre los dos”, sostiene Antoni Valbuena, catedrático y director del departamento de Psiquiatría y Medicina Legal de la Universidad Autónoma de Barcelona.

¿Compra… o adopción?

Una vez hecha la necesaria reflexión, queda dar el paso definitivo: escoger el animal que nos acompañará a casa. Y aunque la compra pueda seguir siendo el canal de venta más tradicional, siguen creciendo las voces que animan a adoptar en vez de adquirir, sobre todo teniendo en cuenta las elevadas cifras de abandono en España. Según el estudio ‘Él nunca lo haría’, un 43 % de los animales recogidos en 2018 fueron adoptados, mientras que un 10 % fallecieron o fueron sacrificados. Por ello, contactar con una sociedad protectora local (ya sea por medio de una búsqueda por Internet, a través de comercios especializados o de organismos públicos) se erige como la opción más humana y sostenible.

Cuando la gente busca en Google “adoptar un perro”, ya lo tiene muy claro. Pero ¿cómo atraer a quienes, bien por desconocimiento o por preferencias personales, se decantan en principio por la compra de una mascota? Con el objetivo de fomentar las adopciones responsables, los valencianos de agenciaSEO.eu crearon, hace un año y con la ayuda de la Societat Protectora de Mataró (SPAM), Mi Nuevo Mejor Amigo: una web de apoyo a la adopción canina que, en este tiempo, ha conseguido “engañar a Google por una buena causa” y posicionarse en la primera página de resultados para unos 2.500 términos relacionados con la compra de perros, pero con la intención de finalmente llevarte a la adopción.

“En esta iniciativa solidaria buscamos conseguir un cambio de concienciación y transmitir, a través de esta sensibilización, el mensaje de que por qué no adoptar si puedes hacerlo”, afirma Roberto Gorraiz, CEO de agenciaSEO. En el primer año de vida del proyecto, han conseguido atraer a 12.000 compradores potenciales de perros para concienciarlos sobre la adopción y, de ellos, más de 3.000 visitaron también la web de SPAM.

“Empezamos a finales de noviembre de 2018; pero hay que tener en cuenta que los resultados de una acción de SEO no se ven rápidamente, sino a medio o a largo plazo”, explica Gorraiz. “Google te va posicionando según las acciones técnicas que hagas (la velocidad del site, la calidad de los contenidos, la especialización en un tema concreto) y la autoridad del dominio (es decir, la relevancia que tenga para Google, lo que a su vez depende de cuántos visitantes recurrentes reciba, de que otras páginas hablen de ella…)”.

A lo largo de la primera fase de esta iniciativa, afirma Gorraiz, se trabajó en exclusiva con la protectora de Mataró, ya que querían hacerlo “con una que hiciera bien las cosas, que cuidara a los animales y les diera salida”. En la segunda fase (a lo largo del primer cuatrimestre de 2020), la idea es extenderlo a otras ciudades, incluyendo en los campos de búsqueda de la web protectoras locales de cada provincia que dispongan de un sello de garantía de Mi Nuevo Mejor Amigo. Siempre, por supuesto, con la idea de que recuerdes que “él nunca lo haría”: ¿para qué comprar cuando puedes adoptarlo en su lugar?

Etiquetas:

adopción

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones