Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente

Greenpeace denuncia la construcción de casi 45.000 viviendas ilegales en el litoral español en el último año

La organización ecologista señala que la mala gestión y el deterioro de las costas están produciendo una degradación del medio ambiente

  • Autor: Por
  • Fecha de publicación: miércoles 6 julio de 2005
La organización ecologista Greenpeace ha denunciado la construcción de 44.900 viviendas ilegales en el litoral español en el último año, lo que, unido a la falta de una gestión responsable y el empeoramiento de situación de las costas está produciendo una degradación del medio ambiente.

Según los datos recogidos por la organización ecologista, en el último año se ha aprobado la construcción en las costas españolas de 768.000 nuevas viviendas, 58 nuevos campos de golf, 77 nuevos puertos deportivos o ampliaciones de éstos, 88 episodios de contaminación y más de 60 regeneraciones artificiales de playas.

El informe de Greenpeace señala la degradación que ha experimentado el medio litoral y marino debido a las actividades humanas. La masificación urbanística, la contaminación y las nuevas infraestructuras portuarias son las principales responsables de la destrucción de espacios naturales y de la erosión costera.

En el informe se constata la falta de soluciones por las instituciones, más preocupadas por el beneficio a corto plazo que por el futuro que legan a las generaciones venideras.

La urbanización, principal problema de las costas

El informe señala que la urbanización es uno de los principales problemas de situación de la costa, ya que entre 1990 y 2000 la población española aumentó un 5%, mientras la urbanización lo hizo un 25,4%.

Este fenómeno se extiende ahora hacia los últimos rincones conservados del litoral: Murcia, Almería, Cádiz, Huelva y la costa cantábrica, donde el suelo es más barato. Los datos del informe indican que el 34% del primer kilómetro del litoral mediterráneo ya está urbanizado, elevándose esta cifra al 59% en puntos como el litoral andaluz.

Entre los casos más graves está el de la Comunidad Valenciana, donde la Comisión Europea está investigando la normativa urbanística por estar acusada de estimular el favoritismo y la corrupción en los contratos públicos. En cuanto a ayuntamientos, destaca la situación de Marbella, con 20.000 viviendas ilegales y 370 licencias urbanísticas recurridas por la Junta de Andalucía.

Crisis del turismo

Otro dato revelador del informe es que las costas españolas ya no tienen el monopolio del turismo, de manera que entre 2002 y 2004 visitaron España durante la época estival cinco millones menos de turistas que en años anteriores.

La crisis queda reflejada en que el presupuesto necesario en 2004 para mantener el conjunto de infraestructuras turísticas (aeropuertos, puertos, hoteles, playas) superó en un 25% a los ingresos producidos por el turismo.

Por último, otro aspecto destacable es el crecimiento de las viviendas asociadas a campos de golf. Así, el turista que juega al golf que se aloja en hoteles gasta seis veces más que aquel que no practica este deporte. Las previsiones actuales apuntan a que de los 300 campos actuales se pasará a 500 en los próximos diez años.

Actuaciones en la costa

Por último, Greenpace considera que las obras y actuaciones que se realizan en la costa se realizan desde una perspectiva económica y olvidan el componente ambiental de recuperación de los sistemas naturales costeros.

Los ecologistas critican que el Ministerio de Fomento no ha cumplido con su promesa de racionalización de los puertos del Estado, lo que ha motivado la libre edificación, algunos de ellos como el Puerto Exterior de A Coruña o el Puerto Industrial de Granadilla (Tenerife), carentes de viabilidad técnica, ambiental y económica. Por ello, Greenpeace reclamó al Ministerio de Medio Ambiente la presentación urgente del prometido Plan Director del Litoral.

Además han denunciado las deficiencias de instalaciones para la depuración de las aguas residuales en los municipios costeros, pues a pesar de que se construyen nuevas depuradoras y se amplían y reparan las existentes, el ritmo es muy inferior al necesario para subsanar los graves problemas de contaminación litoral.

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones