Saltar el menú de navegación e ir al contenido

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Medio ambiente

Siete viajes de naturaleza para hacer en Navidades

Las vacaciones de Navidad son una buena oportunidad para disfrutar de bellos espacios naturales

img_aurora boreal

Las Navidades son unas vacaciones que pueden aprovecharse para ir a conocer bellas zonas de naturaleza. Espacios protegidos con gran cantidad de biodiversidad, cumbres y rutas de senderismo, áreas con patrimonio geológico único, sin olvidar la casa del propio Papá Noel. Este artículo propone, en orden alfabético, siete viajes de naturaleza para hacer en Navidades.

1. Costa Rica

Costa Rica es el país con mayor biodiversidad del planeta por kilómetro cuadrado de territorio y uno de los más sostenibles, según el Índice de Desempeño Ambiental (EPI). Allí se pueden encontrar miles de especies de mamíferos, aves, anfibios, reptiles, peces o plantas. Para comprobarlo in situ nada mejor que recorrer alguna ruta de senderismo de sus espacios naturales protegidos, como la Reserva Biológica Bosque Nuboso de Monteverde, en la región norte de la provincia de Puntarenas, en la Cordillera Central.

2. Costa vasca (País Vasco)

Laponia tiene, además de la casa de Papá Noel, otros atractivos de naturaleza

Los Geoparques son espacios naturales con un patrimonio geológico único a nivel internacional. Declarados por la UNESCO, ofrecen a sus visitantes bellos paisajes geológicos y otros atractivos culturales y turísticos. Uno de ellos, el Geoparque de la Costa Vasca, es un pequeño territorio encajado entre el mar Cantábrico y las montañas vascas que guarda una espectacular formación de capas de roca llamadas flysch. En ellas se muestran más de 60 millones de años de la historia de la Tierra, como la fina capa de color negro que evidencia el impacto de un gran asteroide y la gran extinción de los dinosaurios. El visitante también puede disfrutar del resto del paisaje de la zona.

Imagen: Javier Carballo

3. Dinamarca

Copenhague fue el año pasado la Capital Verde Europea, entre otras razones por ser la ciudad del mundo más amigable para la bicicleta, gracias a sus buenas infraestructuras, pero sobre todo por su cultura de la bici (casi una de cada dos personas se mueve con este medio de transporte por sus calles). Los amantes de las dos ruedas tienen un buen reclamo en la capital danesa, en un país que cuenta, además, con tres parques nacionales espectaculares para recorrerlos a pie, en bicicleta o incluso a caballo: Thy, Mols Bjerge y Wadden Sea.

4. Huesca (Aragón)

Huesca posee algunas de las mejores cumbres de la geografía peninsular. Picos como el Aneto, la Mesa de los Tres Reyes o el Monte Perdido son un desafío atractivo para cualquier montañero que se precie. En esta época hay que ir bien pertrechado con equipos de nieve y tener en cuenta las previsiones meteorológicas y el estado del terreno para no incurrir en peligros innecesarios. Y si no se tiene la intención de subir a estos picos, siempre se puede disfrutar de los bellos espacios naturales de la zona.

5. Islas Canarias

Si se quiere huir del frío invernal, nada mejor que escaparse a las islas Canarias, donde las temperaturas son agradables durante todo el año. Además de los atractivos turísticos que también se pueden encontrar en Navidades, las islas son un paraíso natural único. En un pequeño espacio se hallan varios Parques Nacionales, Naturales y Reservas de la Biosfera, algunos tan conocidos como los paisajes volcánicos del Teide (Tenerife) o Timanfaya (Lanzarote), los bosques únicos de laurisilva como los del Parque Natural Las Nieves (La Palma) o la biodiversidad de especies endémicas como la de la Reserva de la Biosfera de la isla de Gran Canaria.

Imagen: Neil Burgess

6. Laponia (Noruega, Rusia, Suecia y Finlandia)

Para visitar al mismo Papá Noel en su hogar hay que dirigirse a Laponia, en concreto a ocho kilómetros de la capital de la Laponia finlandesa, Rovaniemi. Además del pueblo de Papá Noel, una de las mayores atracciones de Escandinavia, las construcciones de hielo y nieve, las travesías por los paisajes nevados o las espectaculares auroras boreales deben estar también en la lista del viajero. Por supuesto, hay que ir equipados con buena ropa de abrigo, porque no es extraño que las temperaturas ronden los 10 o 15 grados bajo cero.

7. Tanzania

Tanzania posee algunos de los principales Parques Nacionales de África. El más conocido es el Serengeti, donde se puede contemplar la migración anual de ñus, la mayor migración animal en la Tierra. Este espacio natural protegido es uno de los pocos lugares del planeta que en realidad puede considerarse un santuario para los grandes animales africanos.

Naturaleza cercana, también en Navidades

Si no se tiene el tiempo ni el presupuesto suficiente para hacer alguno de estos viajes, siempre se puede acudir a alguno de los espacios naturales próximos a casa. España es el país con mayor biodiversidad de Europa y cualquier ciudadano tiene cerca de su hogar alguna zona de naturaleza, como un Parque Nacional, Natural, una Reserva de la Biosfera, algún espacio natural periurbano que rodea el núcleo urbano, alguna zona natural protegida con otro tipo de denominaciones, como monumentos naturales, áreas naturales recreativas, parajes naturales municipales, etc.

RSS. Sigue informado

Te puede interesar:

Infografías | Fotografías | Investigaciones