Heredar un coche sin testamento: preguntas con respuesta

Para heredar un vehículo hay que aceptar la herencia, pagar impuestos y hacer trámites en Tráfico para cambiar su titularidad
Por Blanca Álvarez Barco 22 de julio de 2021
Heredar un vehículo sin testamento
Imagen: akem013

Heredar un coche no es tan sencillo como parece. Si el testamento no especifica a quién se lega, será en el momento de la partición de la herencia cuando se designe al adjudicatario del vehículo, quien deberá hacer numerosas gestiones en Hacienda y la Jefatura de Tráfico. Y, si no hay testamento o los herederos no se ponen de acuerdo por ser un automóvil de gran valor, la situación puede complicarse todavía más. Aun así, como se recuerda en este artículo, si una persona es designada heredera de un bien como es un turismo, puede utilizarlo como desee o ponerlo a la venta, una opción que permite obtener liquidez y ahorrar gastos.

Herencia de un coche sin testamento, ¿qué hago?

¿Cómo heredar un vehículo tras un fallecimiento sin testamento? Si no hay testamento, «los descendientes son herederos a partes iguales, sin perjuicio de los derechos legitimarios que le corresponden a su cónyuge», indica el abogado Manuel García-Bernalt. ¿Qué debemos hacer?

✓ Como ocurre en cualquier herencia sin testamento (intestada), hay que hacer una declaración de herederos ante notario.

✓ Una vez realizada, ya se tendrá la condición de legatarios y, junto a los demás, se procederá al reparto de los bienes.

✓ Si no hay testamento, aunque seas el único beneficiario y no haya nadie más con quien compartir los bienes del difunto, hay que hacer la declaración de herederos.

✓ Tras ser reconocido como tal, «podrás disponer del vehículo a tu entera voluntad», después de cambiar la titularidad y pagar lo que corresponda en Hacienda y Tráfico.

¿Puedo heredar un coche si no está incluido en el testamento?

Sí. Pero heredarlo en exclusiva solo se puede —si no se especifica— en caso de ser único heredero de los bienes del fallecido. En caso contrario, «se hereda solo la parte que corresponda, junto a los demás beneficiarios».

Para heredar un automóvil, además, es imprescindible pasar por la notaría y otorgar escrituras de aceptación de herencia, a través de las cuales se adjudican los bienes, entre los que se encuentra el vehículo. Lo que pertenecía al difunto en propiedad ahora se atribuye a los herederos, que se convierten en los nuevos titulares y propietarios.

➡️ Herencia con acuerdo

Lo habitual es que, tras aceptar la herencia, se haga la partición de bienes sin problemas y el turismo del fallecido se adjudique a uno de los descendientes, salvo que el vehículo sea de gran valor, un coche histórico o de colección, y la situación pueda complicarse.

➡️ Si no se ha decidido quién será el adjudicatario

Si aún no se ha decidido para quién será el coche, en los 90 días siguientes a la muerte, la persona que tenga la custodia provisional debe comunicarlo a la Jefatura de Tráfico. Debe hacer lo siguiente:

  • Entregar una solicitud (el mismo impreso que para cambio de titularidad).
  • Pagar una tasa.
  • Presentar el DNI y el certificado de defunción o libro de familia donde conste el fallecimiento.
  • Llevar un documento que acredite la posesión del automóvil.
  • Aportar el permiso de circulación y la ficha técnica del coche.

En Tráfico escribirán en el registro de vehículos y en el permiso de circulación lo siguiente: «En poder, hasta su adjudicación hereditaria de… (nombre y apellidos del poseedor)».

➡️ ¿Quién hereda el automóvil cuando no hay acuerdo?

No siempre hay entendimiento entre los herederos. ¿Qué hacer si solo toca una parte del coche y los demás no quieren vender su parte? Si alguno no está dispuesto a llegar a un acuerdo, se puede solicitar del juzgado la venta judicial, a la que no se puede oponer ninguno de los herederos.

En cualquier caso, en estos temas es muy importante contar con el asesoramiento de un buen abogado con experiencia en la materia.

Heredar coche sin testamentoImagen: jogi031

¿Cuánto cuesta aceptar la herencia?

Al heredar hay que abonar el impuesto de sucesiones. Lo que pagues dependerá de la comunidad autónoma en la que residas.

La base imponible sobre la que se aplica el impuesto será «el equivalente al valor neto de los bienes y derechos que se haya heredado», explica el abogado.

Sobre estas cantidades se aplican las reducciones establecidas en función del grado de parentesco. No hay que olvidar que cuanto mayor sea el grado de parentesco, menor será la tributación, y viceversa.

¿Puedo vender un coche heredado sin aceptar la herencia?

Vender el coche heredado es una buena fuente de ingresos, además de suponer un gran ahorro de gastos en seguro, mantenimiento, reparaciones y garaje. Pero solo puedes venderlo si eres titular del vehículo.

Antes de vender el coche, hay que cambiar su titularidad. Para ello, hay que solicitar la transmisión del vehículo en el plazo de los 90 días siguientes a la fecha indicada en el documento que le acredite como adjudicatario.

Hay que realizar algunos trámites en Tráfico, personalmente o dejarlos en manos de asesorías —aunque saldrá un poco más caro—. Si deseas hacerlo tú mismo, para inscribir el automóvil a tu nombre debes:

  • Entregar un documento para cambiar de titularidad por fallecimiento.
  • Pagar una tasa.
  • Mostrar la documentación del coche y la tarjeta de la Inspección Técnica (ITV) en vigor.
  • Presentar el original del DNI en vigor.
  • Mostrar el testamento acompañado del certificado de últimas voluntades, declaración de herederos o cuaderno particional, en el que conste la adjudicación del turismo.
  • Aportar la justificación del pago o exención del impuesto sobre sucesiones y fotocopia.

¿Puede circular el coche de un fallecido antes de aceptar su herencia?

No, no se puede. Como ya se ha citado —y dice el Reglamento General de Vehículos— en los 90 días siguientes al fallecimiento, quien tenga el coche a cargo debe comunicarlo en la Jefatura de Tráfico hasta la adjudicación del vehículo a un heredero en concreto. Y, cuando se decida, hay otros 90 días (tres meses) para pedir el nuevo permiso de circulación.

Si conduces el  turismo de un fallecido sin hacer el cambio de titularidad, pueden multarte pues se trata de un trámite obligatorio.

Heredo un coche y no lo quiero, ¿puedo renunciar a él?

No, salvo que solo tengas el automóvil en herencia. Si solo quieres renunciar al coche, pero hay más herencia que quieres aceptar, no puedes renunciar al vehículo.

Tanto la aceptación como la repudiación de la herencia, «además de ser irrevocables, no pueden ser parciales ni someterse a condición», comenta el abogado consultado. Esto quiere decir que no se puede aceptar o rechazar una parte de la herencia, ni imponer condiciones para aceptarla o rechazarla.